Publicado 11/10/2021 01:12CET

AMP.- R.Checa.- El presidente de República Checa, Milos Zeman, hospitalizado por segunda vez en un mes

SPOLU recuerda que la Cámara Baja tomará la decisión de encargar Gobierno si el presidente no puede ejercer sus funciones

MADRID, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de República Checa, Milos Zeman, ha sido ingresado este domingo en el Hospital Militar Central con pronóstico reservado, según han informado fuentes médicas a la cadena CT24.

El director del centro y médico particular del presidente, Vladimir Zavoral, ha confirmado que el presidente está en cuidados intensivos por su propia recomendación "debido a las complicaciones que acompañan a su enfermedad crónica", sin dar más detalles.

En esta situación, y tras su victoria en las elecciones legislativas de este fin de semana, la coalición opositora SPOLU ha instado a Zeman a que les de la oportunidad de formar el próximo Gobierno del país.

Sin embargo, aunque el presidente se ha mostrado dispuesto a darle el mandato de formar nuevo Ejecutivo al actual primer ministro, Andrej Babis, líder del partido Alianza de Ciudadanos Descontentos (ANO), la Constitución del país recoge que, en caso de que el presidente no pueda cumplir con sus funciones, el derecho de nombrar nuevo Gabinete corresponde al presidente de la Cámara Baja.

"Estoy convencido de que los resultados de las elecciones no son ambiguos (...) La Constitución establece claramente que el Gobierno debe ser apoyado por una mayoría del Parlamento", ha defendido el líder de SPOLU, Petr Fiala, recoge Bloomberg.

Es por esto que los partidos que aspiran a relegar a Babis del Gobierno del país han criticado a la Oficina del presidente por no ampliar detalles sobre el estado de salud del mandatario checho.

HOSPITALIZACIÓN DE ZEMAN

Horas antes, fuentes de la agencia oficial de noticias rusa Sputnik informaron de que la hospitalización de Zeman ya estaba programada incluso antes de la celebración de los comicios de este fin de semana.

El estado de salud del presidente checo había sido objeto de preocupación en los últimos días hasta el punto de verse incapacitado para acudir a un colegio electoral para depositar su voto en las elecciones, que terminaron este sábado.

En su lugar, Zeman votó en su residencia del castillo de Lány, desde donde se ha realizado el traslado.

El mandatario checo, de 76 años, ha sido hospitalizado varias veces en los últimos años. El año pasado se sometió a una intervención quirúrgica por un brazo roto, que se rompió en una caída. Padece neuropatía y diabetes y este año ha comenzado a usar una silla de ruedas.

Contador