Publicado 17/11/2021 18:06CET

AMP.- Sudán.- Al menos diez muertos en las protestas contra el golpe de Estado en Sudán

Archivo - Militares en Sudán
Archivo - Militares en Sudán - MOHAMED KHIDIR/XINHUA - Archivo

MADRID, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

Al menos diez personas han muerto este miércoles en el marco de las protestas contra el golpe de Estado en Sudán que tienen lugar en varios puntos del país, incluida la capital, Jartum, según han informado las autoridades sanitarias sudanesas.

El Comité de Médicos de Sudán ha detallado a través de su cuenta en la red social Facebook que los fallecidos han muerto por el uso de munición real contra los manifestantes.

Siete de los manifestantes han muerto en Jartum Norte, mientras que otra persona ha fallecido en la ciudad de Omdurmán y otras dos en Jartum. Según el Comité de Médicos, uno de los fallecidos en Jartum Norte ha recibido un disparo en la cabeza y otro en el cuello.

Asimismo, las autoridades sanitarias sudanesas han indicado que hay "decenas" de personas heridas de diversa consideración, muchos de ellos en situación "crítica".

El Comité de Médicos ha advertido de que las fuerzas de seguridad sudanesas están sometiendo a los manifestantes "a una brutal represión", utilizando munición real y gas lacrimógeno, y ha pedido a los médicos desplazarse a los hospitales para ayudar a tratar a los heridos. "El régimen golpista aísla a los sudaneses del mundo al cortar todos los medios de comunicación para cometer una masacre en nuestro pueblo", ha agregado.

Los sudaneses han salido a las calles para pedir el restablecimiento de un gobierno civil, a pesar de que la mayoría de las líneas de telefonía e internet están bloqueadas desde el golpe de Estado, que tuvo lugar el 25 de octubre.

En este sentido, la coalición Fuerzas para la Libertad y el Cambio (FFC), uno de los principales elementos detrás de las protestas de 2019 contra el expresidente sudanés Omar Hasán al Bashir y hasta el golpe integrada en el gobierno de transición, ha indicado que los cortes de las comunicaciones buscan "encubrir" los "crímenes y violaciones" cometidos por los golpistas "en las calles y casas de los sudaneses".

Así, ha asegurado que "sigue" las "alarmantes" informaciones sobre presuntas violaciones graves cometidas por las fuerzas de seguridad sudanesas en el contexto de las manifestaciones, de las que ha dicho que son "pacíficas". Del mismo modo, han exigido a las fuerzas de seguridad en la red social Facebook "que no participen en los crímenes de los golpistas" y "cesen los disparos".

El líder de la asonada, Abdelfatá Al Burhan, desveló la semana pasada la composición del nuevo Consejo Soberano de Transición y reiteró su compromiso de formar un nuevo Gobierno civil, tras afirmar que el primer ministro cesado tras el golpe, Abdalá Hamdok, figura como "favorito" para volver al cargo, si bien el ex primer ministro ha rechazado un diálogo sin una liberación de detenidos y la vuelta al proceso de transición.

Sudán fue escenario a mediados de septiembre de un intento de golpe, según apuntaron las autoridades de transición, a cargo de un grupo de oficiales de las Fuerzas Armadas supuestamente vinculados con Al Bashir, derrocado en una asonada tras meses de masivas manifestaciones en su contra.

Las autoridades de transición fueron instauradas tras un acuerdo entre la junta militar anterior, surgida tras el golpe de Estado de 2019, y diversas organizaciones civiles y formaciones políticas opositoras. Este Gobierno había iniciado una batería de reformas sociales y económicas y ha alcanzado un acuerdo de paz con importantes grupos rebeldes de Darfur y otras zonas del país.

Contador