Publicado 16/08/2021 17:51CET

AMP2.- Malasia.- Dimite el primer ministro de Malasia tras semanas de presiones políticas

La oposición elogia a Muhyidin por tomar la decisión de presentar su renuncia

BANGKOK, 16 Ago. (DPA/EP) -

El primer ministro de Malasia, Muhyidin Yasin, ha presentado su dimisión tras semanas de crisis política en el país por su gestión de la pandemia de coronavirus, después de perder el respaldo de la mayoría en el Parlamento, si bien seguirá en funciones por el momento.

El jefe del Gobierno malasio, de 74 años de edad, comunicó este fin de semana a los miembros de su partido una decisión que finalmente se ha consumado este lunes ante el rey Abdulá. La gota que ha colmado el vaso ha sido el rechazo de la oposición a su propuesta de reformas antes de una convocatoria a elecciones generales en julio de 2022, en lo que sería el fin de 17 meses de mandato.

Muhyidin ha pronunciado un discurso televisado en el que ha defendido su gestión y ha acusado a sus rivales de tratar de sacar rédito político de la pandemia. A su juicio, si "no funcionaron" sus intentos por seguir en el puesto fue por "partidos ansiosos por tomar el poder en lugar de anteponer las vidas" de los ciudadanos.

Se abre una oportunidad para la oposición de la Organización Nacional de los Malayos Unidos (UMNO) porque el viceprimer ministro Ismail Sabri Yakcob o el veterano político Tengku Razaleigh Hamzah, ambos miembros de la organización, podrían suceder al primer ministro, en lo que supondría el retorno al poder de la formación tras el escándalo de la firma de inversiones 1MDB que les costó el cargo en 2018.

Muhyidin, quien se convirtió en primer ministro después de una lucha por el poder tras la repentina renuncia de Mahathir Mohamad el año pasado, había intentado ejercer el control a principios de 2021 al declarar el estado de emergencia y suspender el Parlamento.

El primer ministro citó la pandemia como una razón y obtuvo el consentimiento del rey, pero las infecciones aumentaron y la economía acabo resintiéndose ante las directivas gubernamentales en conflicto. Estaba previsto que en septiembre se votase una moción de censura contra Muhyidin.

LA OPOSICIÓN ELOGIA EL PASO DE LA DIMISIÓN

El líder de la oposición, Anwar Ibrahim, quien durante mucho tiempo aspiró al cargo de primer ministro, ha dado la bienvenida este lunes a la renuncia de Muhyidin y le ha agradecido todos sus "servicios" al país.

"Insto a todas las partes a que mantengan la calma y el orden para que Malasia se levante de nuevo frente a los actuales desafíos sanitarios y económicos", ha dicho Ibrahim, quien cree que con esta salida se "allana el camino para el cambio".

En términos similares se ha manifestado también el antiguo ministro de Finanzas y actual líder del opositor Partido Acción Democrática (DAP), Lim Guan Eng, quien cree que a pesar de los "esfuerzos", Muhyidin "no logró manejar la triple crisis, la de la pandemia de COVID-19, la recesión económica y la inestabilidad política".

No obstante, ha elogiado el "correcto paso constitucional" que dado Muhyidin y ha resaltado que el nuevo primer ministro tendrá ante sí "enormes desafíos", en particular aquellos relacionados con la crisis de la pandemia y los medios de vida de los malasios.