Publicado 24/07/2020 19:35CET

AMP2.- Turquía.- Erdogan encabeza el primer rezo musulmán en Santa Sofía tras su reconversión en mezquita

AMP2.- Turquía.- Erdogan encabeza el primer rezo musulmán en Santa Sofía tras su
AMP2.- Turquía.- Erdogan encabeza el primer rezo musulmán en Santa Sofía tras su - Emrah Oprukcu - Archivo

MADRID, 24 Jul. (EUROPA PRESS) -

La antigua basílica de Santa Sofía, en Estambul, ha acogido este viernes su primer rezo musulmán, con el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, como destacado asistente, tras su reconversión en mezquita, un movimiento que ha suscitado numerosas críticas a nivel internacional.

Erdogan ha llegado a Santa Sofía ataviado con una mascarilla y acompañado de Ali Erbas, el jefe de la máxima autoridad religiosa del país, la Diyanet, así como varios miembros de su Gabinete. Erbas ha sido el encargado de encabezar los rezos.

Miles de personas se han concentrado en torno al ahora templo islámico desde primera hora del viernes para poder asistir a la ceremonia inaugural. Sin embargo, la afluencia ha sido tal que el gobernador de Estambul, Alí Yerlikaya, ha anunciado hacia mediodía que todas las zonas de rezo estaban ya ocupadas, pidiendo a los demás que despejaran el lugar.

"Hoy, estamos poniendo fin a 86 años de anhelos", ha dicho Sait Colak, uno de los fieles. "Gracias a nuestro presidente (...), vamos a tener el rezo del viernes en Santa Sofía", ha declarado al periódico turco 'Daily Sabah'.

En previsión de la masiva afluencia, se han instalado varios puntos de control en el centro histórico de Estambul. Al entrar a la zona restringida, los fieles, que deben llevar mascarilla, se sientan en sus propias alfombrillas respetando la distancia social.

Erdogan ha sido el encargado de empezar el rezo. Ha recitado unos versos del Corán antes de que los demás fieles se unieran a la oración, de acuerdo con la prensa turca.

El mandatario turco ha destacado además que la reconversión del edificio en mezquita tras 86 años ha tenido lugar gracias a los esfuerzos del Partido Justicia y Desarrollo (AKP) y su aliado, el Partido del Movimiento Nacionalista (MHP), así como porque "el aparato judicial ha buscado la verdad".

Erdogan, que ha cifrado en 350.000 los participantes en los rezos, ha resaltado que "como patrimonio cultural de toda la Humanidad, (Santa Sofía) es un lugar que personas de todas las religiones pueden visitar", según ha recogido la agencia estatal turca de noticias, Anatolia.

"Ahora, este lugar ha vuelto a sus raíces. Era una mezquita y ha vuelto a ser una mezquita. Ahora, espero que siga sirviendo a todos los creyentes como una mezquita para siempre", ha manifestado, antes de agregar que especialistas del Ministerio de Cultura realizarán trabajos de restauración en el edificio y sus alrededores.

CRÍTICAS DESDE GRECIA

Por su parte, el Gobierno de Grecia ha criticado nuevamente la decisión de Turquía de reconvertir el edificio en una mezquita y ha sostenido que "la alteración del carácter de importantes monumentos culturales es un golpe innegable al patrimonio cultural de la Humanidad".

"Esta alteración es una violación de las obligaciones de Turquía con la Convención de la UNESCO de 1972 y supone una pesada sombra sobre su imagen", ha manifestado el Ministerio de Exteriores griego a través de un comunicado publicado en su página web.

En este sentido, ha reiterado que "el cambio del uso del monumento, así como su simbolismo, supone riesgos significativos para la integridad del edificio, además de para los mosaicos y otras obras de arte que hay en su interior".

"Trabajaremos para que la comunidad internacional sea consciente de que transformar el uso de Santa Sofía, un lugar Patrimonio Mundial de la UNESCO, en una mezquita es un asunto que concierne a toda la humanidad", ha señalado el Ministerio.

Por último, ha lamentado que "en un momento en el que la convergencia y los pasos hacia la unidad son necesarios, los movimientos que incitan las divisiones religiosas y culturales y amplían las diferencias en lugar de estrecharlas, no contribuyen al entendimiento y acercamiento entre los pueblos".

Las iglesias cristianas ortodoxas de Grecia han participado durante la jornada en un día de "luto" encabezado por el arzobispo de Atenas y Toda Grecia, Jerónimo II, en respuesta a la reconversión de Santa Sofía, según ha recogido el diario local 'Protothema'.

DE BASÍLICA A MEZQUITA

Santa Sofía fue construida en época del emperador bizantino Justiniano I, en el año 537, como la mayor iglesia de la comunidad cristiana de la época. Tras la conquista otomana de Constantinopla, la actual Estambul, fue reconvertido en mezquita en el año 1453 por decisión de Mehmet II, conocido como 'El Conquistador'. En 1934, el estatus de Santa Sofía fue cambiado al de museo por un decreto firmado por Mustafá Kemal Ataturk, el fundador de la Turquía moderna.

Dos firmas han determinado el futuro del templo: el Consejo de Estado, el más alto tribunal administrativo, anuló el 10 de julio el decreto firmado por Ataturk y que ha mantenido Santa Sofía como museo durante 86 años. Horas después, Erdogan firmó una orden por la que reconvirtió el templo en una mezquita, haciendo realidad así "el sueño de su juventud", según dijo entonces.

A pesar de llevar en el poder 17 años, Erdogan ha estado centrándose en su base electoral nacionalista pero está perdiendo apoyos por la situación económica del país y por las consecuencias de la crisis derivada de la pandemia de coronavirus.

Santa Sofía, declarada Patrimonio Mundial por la UNESCO, es un nexo cultural para cristianos y musulmanes y también uno de los principales centros de atracción turística, con 3,7 millones de visitantes en 2019.

La decisión de Erdogan ha desconcertado a los turcos, que ven Santa Sofía como un emblema de la Constitución laica del país, aunque no ha provocado una crítica rotunda por parte de la oposición. Erdogan ha prometido que seguirá abierta a los turistas y a los fieles de todas las religiones.