Publicado 28/04/2021 01:17CET

AMP3.- Chad.- Al menos cinco muertos en las protestas contra el Consejo Militar de Transición en Chad

Déby defiende la creación del organismo para garantizar la "unidad" y "cohesión nacional"

Macron condena "enérgicamente" la represión en las protestas

MADRID, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

Al menos cinco personas han muerto en el marco de las protestas desencadenadas contra el Consejo Militar de Transición (CMT) instaurado la semana pasada en Chad tras la muerte del presidente Idriss Déby en combates con una coalición rebelde.

Youssouf Tom, fiscal del Tribunal Superior de la capital de Chad, Yamena, ha confirmado durante las primeras horas la muerte de una mujer a manos de "manifestantes" en la localidad de Dembé y de un joven en Moundou.

Además, según la información recogida por Tchad Infos, "varias personas", incluidos agentes de Policía, han resultado heridas, mientras que varios vehículos policiales han sufrido daños y otro vehículo de una organización no gubernamental ha sido abollado por los manifestantes.

Durante la jornada, se han producido concentraciones en diversos barrios de Yamena, donde varias calles han quedado cortadas por barricadas. Algunos manifestantes han asegurado que "escaparon de la munición real disparada por la Policía".

En cuanto a Moundou, la segunda ciudad más poblada de Chad, ha sido escenario de una protesta tras el llamamiento de fuerzas opositoras y de la sociedad civil a manifestaciones pacíficas contra el CMT, liderado por Mahamat Idriss Déby, hijo del fallecido presidente.

Según las informaciones recogidas por el portal chadiano de noticias Alwihda, cientos de personas han participado en la protesta, rápidamente disuelta por las fuerzas de seguridad.

Además, las fuerzas de seguridad han empleado gases lacrimógenos en la capital, donde se habrían producido arrestos entre los manifestantes, que reclaman un traspaso de poderes a un Gobierno civil y la disolución del CMT.

El ministro de Seguridad Pública chadiano, Souleuman Abakar Adoum, aprobó el lunes la prohibición de las manifestaciones en todo el país citando "la situación excepcional" y el "duelo nacional" que atraviesa Chad tras la muerte de Déby.

Según las informaciones recogidas por la cadena de televisión británica BBC, las autoridades chadianas han procedido además a cortar el servicio de Internet en medio de las protestas, en las que además han sido incendiadas banderas de Francia para condenar su apoyo a la junta militar.

En este contexto, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, ha condenado "enérgicamente" la represión de las protestas, antes de pedir "el fin" de todas las formas de violencia.

En un comunicado emitido de forma conjunta con el presidente de República Democrática del Congo (RDC), Félix Tshisekedi, que se encuentra de visita en París, ambos mandatarios han reiterado su "apoyo a un proceso de transición inclusivo liderado por un gobierno civil de unidad que lleve al país a elecciones en un plazo de 18 meses".

CRÍTICAS DESDE LA OPOSICIÓN

Por su parte, el opositor Saleh Kebzabo ha criticado la represión de las protestas a través de un mensaje publicado en su cuenta en la red social Twitter y ha dicho que "los militares han anunciado sus colores, gobernar en la sangre".

"Las fuerzas del orden han abierto fuego contra jóvenes para reprimir una marcha pacífica. Lo condeno firmemente", ha sostenido el presidente de la opositora Unión Nacional para el Desarrollo y la Renovación (UNDR), que ha informado de la muerte de uno de sus partidarios, según recoge Alwihda.

Por su parte, el opositor Los Transformadores, liderado por Success Masra, ha confirmado a través de un mensaje en su cuenta en la red social Facebook tres muertos en Mondou y ha indicado que otras 15 personas han resultado heridas, antes de agregar que uno de sus portavoces figura entre los heridos de bala.

Las manifestaciones fueron convocadas horas después de que el CMT nombrara a Albert Pahimi Padacké como primer ministro para el periodo de transición, que debería durar 18 meses, si bien la 'hoja de transición' publicada la semana pasada recoge que podría ser prorrogado al menos una vez.

Pahimi Padacké fue primer ministro de Déby entre 2016 y 2018, cuando abandonó el cargo tras la eliminación del mismo. El político, líder de la Agrupación Nacional de Demócratas Chadianos (RNDT-Le Réveil) quedó además en segunda posición en las presidenciales del 11 de abril, en las que Déby había obtenido un sexto mandato al frente del país.

EL OBJETIVO DEL CMT

El presidente del CMT se ha dirigido a la nación para justificar la creación del organismo y ha señalado que Chad está amenazado por el "peligro". Así, según él, los altos mandos de las Defensa y las fuerzas de seguridad chadianas "no han tenido más remedio" que tomar esta decisión en un contexto "excepcional de caos generalizado".

En este sentido, el hijo del difunto presidente ha subrayado que el CMT tiene el objetivo de "preservar la logros de la paz y la estabilidad" y "garantizar la unidad y la cohesión nacional", antes de reiterar que el consejo tiene la finalidad de "asegurar la continuidad del Estado, la supervivencia de la nación y evitar que se hunda en la nada, la violencia y la anarquía", informa Tchad Infos.

Además, ha apelado a la comunidad internacional y ha señalado que es necesaria para que la transición sea un "éxito". En este sentido, ha asegurado a todos los socios de Chad que el país seguirá asumiendo "sus responsabilidades" en la lucha contra el terrorismo y respetará "todos sus compromisos" internacionales.

Déby también ha indicado que el nuevo primer ministro tiene 15 días para formar un gobierno, del que ha dicho que estará "compuesto por un equipo unido, competente y representativo del Chad plural". "La reconciliación nacional, la paz, la unidad y la solidaridad estarán en la cima de las acciones prioritarias del Gobierno", ha remachado, informa Alwihda.

"UNIÓN SAGRADA"

Mientras, el nuevo primer ministro ha defendido su decisión de aceptar el cargo en una entrevista concedida a la emisora Radio France Internationale, en la que ha dicho que "la situación en el país exige que todos los chadianos se pongan por encima de toda consideración para hacer frente a los desafíos comunes", entre los que destacó "la paz y la estabilidad".

"La situación de Chad a día de hoy se mide en términos de unión sagrada entre los hijos del país para salvar a nuestra nación en peligro", ha sostenido, antes de reconocer que el CMT es objeto de controversia y críticas en el país africano. "La controversia forma parte de las cosas", ha destacado.

"Lo que no se discute es el interés de nuestro pueblo, su unidad, la estabilidad y la paz", ha manifestado el primer ministro, quien ha incidido en que "Chad es un parachoques en la lucha contra el terrorismo". "Si este dique falla, se sabe muy bien lo que eso representaría para Chad, su pueblo y África en general", ha advertido.

EL FACT SE DECLARA "A LA DEFENSIVA"

Por su parte, la coalición rebelde Frente para la Alternancia y la Concordia en Chad (FACT) ha criticado el pronunciamiento del CMT del domingo, señalando que se trata de "agitaciones", "dignas de un grupo de ignorantes sedientos de la sangre de la población". El CMT rechazó la oferta realizada el sábado por el líder de la coalición, Mahamat Mahadi Alí, para declarar un alto el fuego e iniciar un proceso de diálogo.

El grupo, que ha reiterado que "nunca" se ha acercado al CMT y que no lo reconoce, se ha declarado "a la defensiva" y ha asegurado que "responderá" hasta sacar a las actuales autoridades del poder, según un comunicado.

La muerte de Déby --quien estuvo en el poder desde 1990, tras encabezar un golpe de Estado que derrocó al dictador Hissène Habré-- en plena ofensiva del FACT supone un duro golpe para la estabilidad del país y de la región, debido a su importancia en la lucha contra el terrorismo internacional en el Sahel y la cuenca del lago Chad.

Contador