Actualizado 17/01/2006 17:48 CET

Argentina/Bolivia.- Morales afirma que quiere vender más gas a Argentina, pero precisa que se discutirá en otro momento

BUENOS AIRES, 17 Ene. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

El presidente electo de Bolivia, Evo Morales, aseguró hoy que tiene interés en aumentar la venta de gas a Argentina y al mismo tiempo "mejorar" los precios, pero señaló que eso será motivo de discusión más adelante por parte de "equipos técnicos" después de que asuma la presidencia de su país el próximo domingo.

Tras la reunión que mantuvo hoy en la Casa Rosada con el presidente argentino, Néstor Kirchner, Morales señaló que el tema de la venta de gas no fue tratado en el encuentro, ya que por su condición de presidente electo no estaba "autorizado" a tratar esa cuestión, aunque aclaró que lo hará luego de asumir la presidencia.

El líder aymara explicó que recibió la información que le entregó el presidente Kirchner con los acuerdos firmados entre ambos países. Además, aclaró que tiene "mucho interés" en "fortalecer los acuerdos energéticos", así como "en aumentar los volúmenes de exportación" de gas y "aumentar el precio" de ese combustible, pero dijo que eso será discutivos por los "equipos técnicos".

"El tema energético es muy importante", aseveró Morales en rueda de prensa y reveló que el presidente de España, José Luis Rodríguez Zapatero, le propuso realizar próximamente un seminario en Bolivia para tratar la cuestión energética, uno de los temas "del milenio", según su definición.

Morales sostuvo que serán revisados los contratos rubricados entre Bolivia y Argentina ya que "fueron firmados cuando los barriles de petróleo crudo valían 18 dólares y hoy cuestan 60, 70 dólares y hay expertos que dicen que costarán más de 100".

De todos modos, aclaró ante una pregunta, aclaró que los precios del gas vendido a Argentina deberán ser discutidos de acuerdo con los "interés de los pueblos". Ratificó su decisión de "nacionalizar" los recursos naturales, para poder industrializarlos en el país. "Para el pueblo deben ser baratos los recursos naturales", dijo Morales.

Acompañado por el ministro argentino de Relaciones Exteriores, Jorge Taiana, Morales comentó que será "una prioridad" de su gestión ocuparse de la situación de los ciudadanos bolivianos residentes en Argentina, donde hay radicada una gran colectividad. "Va ser prioridad resolver esos problemas", aseguró.

El mandatario electo de Bolivia indicó también que hay once presidentes que confirmaron su asistencia a la asunción de la presidencia el próximo domingo y explicó que Fidel Castro, todavía no confirmó su asistencia, algo que el presidente cubano podría realizar "a último momento".

DIALOGO CON ESTADOS UNIDOS

Morales elogió además la forma en que Kirchner resolvió el pago de la deuda externa con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y dijo haber encontrado "muchas coincidencias" en el encuentro. "Yo le pregunté cuál es el secreto para resolver los problemas", dijo Morales, y señaló que Kirchner le respondió que "hay que estar al lado del pueblo".

Agradeció a Kirchner su invitación, lo calificó como un "experimentado presidente que empieza a resolver los problemas" de la Argentina y dijo estar "muy contento" con la reunión, que fue acordada a último momento, luego de que Morales hubiera realizado una gira por una decena de países.

Dijo también que está dispuesto a "abrir el diálogo" con los Estados Unidos, porque "no tenemos ningún miedo", y precisó que "si el Imperio quiere apoyar, bienvenido sea el apoyo". Aseguró que con los Estados Unidos "queremos acuerdos, pero no de subordinación, porque jamás nos vamos a someter".

Morales llegó esta mañana al aeroparque Jorge Newbery, de Buenos Aires, a abordo del avión presidencial argentino Tango 010, que el gobierno de Kirchner le envió al mandatario electo a modo de gentileza para viajar a Argentina.