Actualizado 04/08/2015 9:03:36 +00:00 CET

Jefe de Gobierno presenta una denuncia tras ser señalado por el triple crimen de la efredina

BUENOS AIRES, 3 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El jefe de Gobierno de Argentina, Aníbal Fernández, ha presentado una denuncia por daños y perjuicios tras ser señalado como autor intelectual del conocido popularmente como 'triple crimen', un suceso relacionado con el narcotráfico.

   Los hechos se remontan al 13 de agosto de 2008 cuando fueron hallados los cadáveres de los empresarios farmacéuticos Sebastián Forza, Damián Ferrón y Leopoldo Bina en una zanja de la localidad de General Rodríguez, en la provincia de Buenos Aires.

   Los empresarios estaban implicados en el tráfico ilegal de efredina, un precursor químico fundamental para la elaboración de drogas sintéticas, y habían realizado importantes aportaciones monetarias a las campañas electorales del 'kirchnerismo'.

   El periodista argentino Jorge Lanata difundió el domingo en su programa de televisión el testimonio de Martín Lanatta, único condenado por este crimen que acusó directamente a Fernández de favorecer el negocio de la efredina a cambio de financiación política.

   "Por mis hijos, es 100 por ciento mentira. Y voy a seguir hasta las últimas consecuencias, hasta la puerta del cementerio, y voy a mostrar que fue una mierda lo que hicieron conmigo, una mugre", ha dicho este lunes el jefe de Gobierno en una entrevista radiofónica.

   Fernández ha considerado que dichas acusaciones "están cogidas por los pelos". "Es todo tan burdo que se agota rápidamente. Viene Osama Bin Laden, Sadam Hussein y después yo", ha ironizado, en declaraciones recogidas por la prensa local.

   Además, ha llamado la atención sobre el hecho de que un suceso ocurrido hace siete años resucite a siete días de las elecciones primarias en las que se jugará el pase como candidato del 'kirchnerismo' a la gobernador de Buenos Aires.

   Así las cosas ha anunciado denuncias penales y civiles "por daños y perjuicios" y ha cargado contra el Grupo Clarín, para el que trabaja Lanata. "Que un medio tan grande haga semejante mierda es imposible creerlo", ha dicho.