Publicado 22/09/2021 17:03CET

AUKUS.- China pide revocar el AUKUS y advierte de que comporta "riesgo" de proliferación de armas nucleares

Archivo - Xi Jinping, presidente de China
Archivo - Xi Jinping, presidente de China - XIE HUANCHI / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de China ha pedido este miércoles a Australia, Reino Unido y Estados Unidos revocar el acuerdo militar para desarrollar submarinos propulsados por energía nuclear, al tiempo que ha advertido de que el pacto comporta un "riesgo" de proliferación de armas nucleares.

Uno de los portavoces del Ministerio de Exteriores chino, Zhao Lijian, ha insistido en la "grave" preocupación de Pekín sobre el pacto, del que ha dicho que "deliberadamente" hace "escalar" la tensión en la región, "provoca una carrera armamentística", "amenaza la paz y la estabilidad en la zona" y "socava los esfuerzos internacionales para la no proliferación nuclear".

"Recientemente, muchos países en la región ha expresado su preocupación sobre las posibles consecuencias negativas de la cooperación entre Estados Unidos, Reino Unido y Australia", ha incidido en rueda de prensa.

Zhao ha hecho hincapié en la idea de la proliferación nuclear y ha censurado que el AUKUS contraviene el espíritu del Tratado de la No Proliferación Nuclear y ha especificado que Washington y Londres "probablemente" exportarán a Australia uranio altamente enriquecido con una pureza del 90 por ciento o más, lo que le convierte en material nuclear.

El portavoz de la cartera de Exteriores china ha señalado que los mecanismos de la Agencia de Energía Atómica (AIEA) no pueden verificar "si Australia utilizará el uranio altamente enriquecido en los reactores de potencia de los submarinos para armas nucleares".

Del mismo modo, Zhao ha criticado que la cooperación de estas naciones en el AUKUS demuestra "una vez más" que Estados Unidos y Reino Unido "persiguen el doble rasero" y "usan la cooperación nuclear como una herramienta para el juego geopolítico", por lo que ha vuelto a pedir cumplir con las obligaciones para la no proliferación nuclear y "hacer más" para lograr estabilidad y paz en la región.

China ya ha criticado previamente el AUKUS, al igual que Francia y otros actores de la comunidad internacional, como la UE. El Gobierno galo llamó a consultas a sus embajadores en Washington y Canberra la semana pasada a raíz del acuerdo.

París no ha escatimado críticas contra la alianza tripartita, principalmente por ser el mayor damnificado del pacto, al haber cancelado Australia un contrato millonario para suministrar submarinos. La Unión Europea han criticado que la firma del acuerdo se hiciera de espaldas al bloque europeo.