Publicado 06/10/2021 10:02CET

Australia.- Australia pondrá fin al acuerdo sobre el régimen de detención de solicitantes de asilo en Papúa Nueva Guinea

El primer ministro australiano, Scott Morrison.
El primer ministro australiano, Scott Morrison. - AAPIMAGE / DPA

Recalca que su "firme" política fronteriza "no ha cambiado" y que continuarán los envíos de solicitantes de asilo a Nauru

MADRID, 6 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Australia ha anunciado este miércoles que pondrá fin el 31 de diciembre al Acuerdo Regional de Reasentamiento (RRA), con lo que concluirá el polémico régimen de detención de solicitantes de asilo en centros de Papúa Nueva Guinea, uno de los dos países a los que Canberra entrega apoyo financiero para mantener detenidos a solicitantes de asilo y refugiados que intentan llegar a sus costas en embarcaciones.

"Los gobiernos de Australia y Papúa Nueva Guinea han acordado dar fin al RRA a finales de 2021, cumpliendo un objetivo largamente compartido por ambos", ha dicho la ministra del Interior australiana, Karen Andrews, quien ha recordado que este acuerdo, alcanzado en julio de 2013, "autoriza el procesamiento regional en Papúa Nueva Guinea de personas que intentaban viajar ilegalmente a Australia en embarcaciones".

Así, ha resaltado que "los contratos regionales de procesamiento del Gobierno australiano en Papúa Nueva Guinea llegarán a su fin el 31 de diciembre y no serán renovados". "A partir del 1 de enero de 2022, el Gobierno de Papúa Nueva Guinea asumirá la gestión total de los servicios de procesamiento regional en Papúa Nueva Guinea y la responsabilidad total de aquellos que sigan allí", ha detallado.

Andrews ha manifestado que "antes del 31 de diciembre de 2021, Australia dará apoyo a cualquiera sujeto a los procedimientos regionales en Papúa Nueva Guinea que desea ser trasladado voluntariamente a Nauru", antes de incidir en que "Papúa Nueva Guinea dará un camino migratorio permanente para aquellos que deseen quedarse en Papúa Nueva Guinea, incluido el acceso a la ciudadanía, apoyo a largo plazo, paquetes de reasentamiento y reunificación familiar".

"Papúa Nueva Guinea dará también apoyo a las personas que se encuentran temporalmente en el país esperando a moverse a un tercer país", ha reseñado la ministra, quien ha hecho hincapié en que "las firmes políticas de protección fronteriza de Australia, incluido el procesamiento regional, no han cambiado".

"Cualquiera que intente entrar ilegalmente a Australia en una embarcación será deportado o enviado a Nauru", ha advertido. "Australia y Papúa Nueva Guinea han sido socios de larga data y líderes regionales en la lucha contra el tráfico marítimo de personas y esperan continuar esta cooperación cercana en el futuro tras la finalización del RRA", ha remachado.

Los acuerdos regionales permiten a Australia enviar a los inmigrantes y solicitantes de asilo que tratan de llegar a sus costas a centros de detención en Nauru y Papúa Nueva Guinea. Este último país pidió en julio de 2019 a Australia fijar un calendario para el cierre definitivo de los centros de detención que hay en la isla.

Estos centros han sido escenario de numerosas protestas, huelgas de hambre e incluso disturbios durante los años en los que han estado operativos. El centro de detención en la isla de Manus fue escenario en febrero de 2014 de unos disturbios que se saldaron con la muerte de un solicitante de asilo de nacionalidad iraní y más de 70 heridos.

Contador