Publicado 04/08/2021 00:00CET

Azerbaiyán/Armenia.- Armenia dice que busca una "solución diplomática" con Azerbaiyán pese a su "política agresiva"

Archivo - Primer ministro de Armenia, Nikol Pashinián
Archivo - Primer ministro de Armenia, Nikol Pashinián - ALEXEI DRUZHININ / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 4 Ago. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Armenia, Nikol Pashinián, ha asegurado este martes con respecto a Azerbaiyán que "mientras exista la posibilidad de resolver el problema por medios diplomáticos seguirá ese camino", pese a la "política agresiva" que, dice, llega desde el Gobierno de Bakú.

"Desde el 12 de mayo, las unidades de las Fuerzas Armadas de Azerbaiyán permanecen ilegalmente en el territorio de Armenia. Durante este período, hubo críticas de que Armenia no tomó medidas para resolver esta situación. Quiero reafirmar nuestra posición, que mientras exista la posibilidad de resolver el problema por medios diplomáticos y políticos, seguiremos este camino", ha expuesto.

Las palabras han tenido lugar durante la toma de posesión del nuevo titular del Ministerio de Defensa, Arshak Karapetián, un día después de que el presidente armenio, Armen Sarkisián confirmara a Pashinián como primer ministro.

Pashinián ha explicado que pese a que "Azerbaiyán continúa aplicando cierta política agresiva contra Armenia", el país "permanecerá en el marco de los compromisos internacionales", informa la agencia Sputnik.

El pasado jueves los gobiernos de Armenia y Azerbaiyán se acusaron de romper el alto el fuego horas después de haber pactado restaurarlo por mediación de Rusia tras la muerte de tres militares armenios en la frontera común.

Pashinián, quien llegó al cargo en 2018 tras la conocida como 'Revolución de Terciopelo', en la que encabezó una oleada de manifestaciones contra el Gobierno, ha sido sometido a una gran presión tras la derrota militar armenia, que ha llevado a la oposición a acusarle de "capitular" ante Bakú.

Las principales críticas giran en torno a las condiciones del alto el fuego firmado en noviembre, mediado por Rusia, que incluye la entrega a Azerbaiyán de una serie de territorios de Nagorno Karabaj --de mayoría armenia-- controlados por Ereván desde 1994, incluida la ciudad de Shusha, la segunda ciudad más importante en la región, autoproclamada independiente pero bajo la égida armenia.