Publicado 22/06/2020 18:41CET

Balcanes.- Borrell insiste en que el único "diálogo estructurado" entre Serbia y Kosovo es el auspiciado por la UE

Balcanes.- Borrell insiste en que el único "diálogo estructurado" entre Serbia y
Balcanes.- Borrell insiste en que el único "diálogo estructurado" entre Serbia y - Zucchi Enzo/European Council/dpa

Agradece la mediación de EEUU y dice que "no compite por ponerse la medalla" en los Balcanes

BRUSELAS, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Alto Representante de la UE para Política Exterior, Josep Borrell, ha asegurado este lunes que el único "diálogo estructurado" entre Serbia y Kosovo es el auspiciado por la UE, a pocos días de que Serbia y Kosovo se reúnan en Washington con el presidente, Donald Trump.

En una intervención en el foro German Marshall Fund, Borrell ha agradecido el esfuerzo de la Casa Blanca, juntando en una mesa de negociación al líder serbio, Aleksandar Vucic, y al kosovar, Hashim Thaci. Según ha dicho, no compite con Estados Unidos por "ponerse la medalla" en los Balcanes, pero ha reiterado que la UE tiene el único diálogo "estructurado" en un conflicto que está en su propia vecindad.

Borrell ha insistido en que la UE tiene que jugar un papel determinante porque el de Serbia y Kosovo es un problema que está en el entorno más inmediato del bloque europeo. "Si no somos capaces de resolver este problema, entonces no podremos reclamar que somos un actor político internacional", ha advertido.

En este sentido ha hecho mención al liderazgo de Francia y Alemania para poder reunir pronto a los actores principales de Serbia y Kosovo para avanzar en el proceso liderado por la UE.

"Estoy seguro de que Macron y Merkel ayudarán para traer a las partes a la mesa. La solución no viene de otra parte sino de la mesa de negociación entre dos partes, si la Casa Blanca puede ayudar estaré feliz pero insisto no estoy compitiendo para ponerme la medalla", ha concluido.

En Bruselas evitan valorar si el proceso facilitado por Estados Unidos va en paralelo al de la UE y se limitan a recordar que tanto Serbia como Kosovo aspiran a entrar en el club comunitario, por lo que su "futuro es europeo" y el camino hacia ello es a través del diálogo auspiciado por la UE.

La UE ve como condición 'sine qua non' para la perspectiva europea de ambos países que Belgrado y Pristina reanuden las conversaciones para normalizar sus relaciones, aunque no está claro qué fórmula está dispuesta a usar Belgrado para reconocer la independencia de la antigua provincia serbia.

En el seno de la Unión, España, Chipre, Grecia, Rumanía y Eslovaquia no reconocen la independencia de Kosovo de Serbia, proclamada de forma unilateral en febrero de 2008. Aunque la diplomacia europea asegura que no reconoce países y ahora está volcada en trabajar para la relanzar el diálogo entre vecinos.