Bangladesh.- Detenidos 13 estudiantes de la Universidad de Bangladesh por el asesinato de otro tras criticar al Gobierno

Publicado 09/10/2019 19:16:01CET

El incidente desencadena protestas en campus de todo el país

MADRID, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

Un total de 13 estudiantes de la Facultad de Ingeniería y Tecnología de la Universidad de Bangladesh han sido detenidos entre el martes y este miércoles y puestos en prisión preventiva durante cinco días por el asesinato de otro estudiante del centro, Abrar Fahad.

Fahad, un estudiante de segundo año, recibió una "brutal" paliza en la residencia de la universidad tras criticar en Facebook una medida aprobada por el Gobierno bangladeshí para compartir agua con India, según ha informado 'The Daily Star'. Fue la Liga Chhatra, un grupo estudiantil que apoya y defiende a la primera ministra del país, Sheij Hasina, la que supuestamente estuvo detrás del linchamiento.

"Sea cual sea la identidad política del delincuente, garantizamos el castigo máximo (por el crimen)", ha asegurado a este respecto Hasina. "No tendremos consideración con nadie, incluso si se trata de la Liga Chhatra", ha agregado, al tiempo que ha afirmado que "los asesinos serán juzgados" y que "el culpable es el culpable".

"Es necesario sentir el dolor de una madre o un padre que perdió a sus hijos", ha continuado la primera ministra bangladeshí, que ha afirmado que ella lo entiende "porque perdió a su padre, madre y hermanos".

"La Liga Chhatra no ha dado instrucciones para golpear a ningún estudiante", ha defendido el secretario general interino del grupo, Lejak Bhattacharya. Paralelamente, ha pedido el mayor castigo para los asesinos, pero ha dicho que no apoya la prohibición de los grupos políticos estudiantiles.

Por su parte, el padre de Fahad, Barkat Ulá, ha defendido la inocencia de su hijo en declaraciones a Reuters. "Tenía sus propias opiniones", ha indicado. "Le golpearon durante seis horas y le mataron", ha lamentado Ulá.

El cuerpo del estudiante fue encontrado el lunes en una escalera de la residencia universitaria en la que vivía. Según la autopsia, había sido golpeado con objetos contundentes y tenía contusiones en manos, piernas y espalda.

El incidente ha desencadenado protestas estudiantiles en campus de todo Bangladesh, a las que también se han unido profesores, y en las que se pide justicia por el asesinato de Fahad y que se prohíban los grupos políticos estudiantiles.

PROHIBIR LA POLÍTICA EN LA UNIVERSIDAD

"Queremos una prohibición completa de la política en el campus", ha reclamado un estudiante de la facultad de Ingeniería y Tecnología, Sanim Rahman. "No la toleraremos más después del asesinato de nuestro compañero", ha agregado Rahman, que ha asegurado que las protestas continuarán hasta que "obtengan justicia".

En este sentido, Hasina ha garantizado que el Gobierno del país "no interferirá" si las autoridades universitarias quieren prohibir los grupos políticos estudiantiles en la facultad en la que ha ocurrido el incidente. "Si (la facultad) así lo cree, pueden prohibir los grupos políticos estudiantes. No interferiremos", ha indicado.

Sin embargo, ha rechazado la posibilidad de prohibir los grupos políticos estudiantiles en todo Bangladesh, algo que demandan estudiantes en todo el país. A juicio de la mandataria, no puede privarse de ella a los estudiantes después de un sólo incidente.

Un profesor de la Universidad de Dacca que se ha unido a las protestas, Mahmud Udín Choudury, ha afirmado que todo el mundo está en 'shock' en el campus. "Estamos sin palabras", ha indicado. "Esto no es aceptable para los estudiantes, para los padres ni para la sociedad", ha dicho.

Además, Naciones Unidas ha condenado este miércoles el asesinato y ha reclamado una investigación independiente de lo sucedido. "La libertad de expresión es un derecho humano", ha dicho el organismo en un comunicado. "Nadie puede ser acosado, torturado o asesinado por ejercerla", ha agregado la ONU.

Hasina ha gobernado Bangladesh durante casi una década. Llegó al poder por tercera vez consecutiva después de las elecciones de diciembre de 2018, que fueron denunciadas por los partidos de oposición como fraudulentas. Su gobierno se ha enfrentado a críticas por coartar la libertad de expresión y tomar medidas enérgicas contra la disidencia.