Publicado 11/07/2021 10:30CET

Benín.- El presidente de Benín promete que no se perpetuará en el poder

Archivo - El presidente de Benín, Patrice Talon
Archivo - El presidente de Benín, Patrice Talon - SERAPHIN ZOUNYEKPE / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Benín, Patrice Talon, ha prometido a las organizaciones civiles del país que abandonará el poder en 2026, cuando le corresponde según la Constitución, y en modo alguno intentará ampliar el número permitido de mandatos para perpetuarse en el poder.

Talon fue reelegido el 11 de abril para otros cinco años de mandato en el país en medio de una tensa situación postelectoral. Hay que recordar que se hizo con la victoria en medio de las protestas de la oposición, que denunciaba que su mandato debía haber terminado el 6 de abril, fecha en la que juró el cargo en 2016. La fecha fue aplazada a través de una serie de enmiendas a la Constitución y cambios del calendario electoral que retrasaron los comicios.

El presidente partía como favorito frente a dos rivales de poco peso tras la eliminación de candidaturas de destacados opositores, algunos de los cuales se encuentran en el exilio o han sido condenados por los tribunales del país, en parte también por las citadas enmiendas, que incluyen un filtro de apoyos por parte de parlamentarios y alcaldes.

Este filtro imposibilitó a los opositores presentarse a las urnas, dado que el partido de Talon cuenta con una mayoría absoluta debido a que se impuso sin oposición y con sólo un 25 por ciento de participación en las legislativas de 2019, boicoteadas por la oposición tras la exclusión de numerosos opositores. La situación se repitió en las locales de 2020.

La situación puso en peligro la imagen de Benín como un estandarte de la democracia africana --llegando a ser el primero en el que un dictador cedió el poder tras un proceso electoral--, que durante cerca de tres décadas contó con una gran tranquilidad y paz social, convirtiéndose en un modelo en África Occidental.

Ante estos temores, el presidente, en reunión con ONG, aseguró este pasado sábado que "los términos del cargo deben ser limitados" porque "en todos los aspectos, va en el beneficio de la gente", ha declarado.

"Tengo la obligación de no dar lecciones", continuó Talon, en declaraciones recogidas por Radio France Internationale. "Me honra defender en suelo beninés esta virtud que se espera de un gobernante para no tomarse por Dios todopoderoso, el Eterno, y tener la humildad de comprender que otro siempre puede hacerlo mejor", concluyó.

Contador