Publicado 15/03/2021 15:33CET

Bielorrusia.- Arrancan los trabajos de la Comisión Constitucional para la reforma de la Carta Magna de Bielorrusia

Archivo - Alexander Lukashenko
Archivo - Alexander Lukashenko - PRESIDENCIA DE BIELORRUSIA - Archivo

MADRID, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Constitucional de Bielorrusia, encargada de elaborar las enmiendas a la Carta Magna del país, ha comenzado a trabajar este lunes, según ha anunciado el presidente del país, Alexander Lukashenko.

El líder bielorruso se ha reunido durante la jornada en Minsk, la capital, con los miembros de la comisión, la mayoría de ellos altos cargos del país, en un día en que el país celebra, precisamente, el Día de la Constitución.

"El presidente recuerda que la decisión de crear la Comisión Constitucional se tomó en la VI Asamblea del Pueblo Bielorruso", ha indicado la agencia de noticias BelTA, que ha informado de que el mandatario ha señalado que es un día "simbólico".

Así, ha subrayado la importancia de que las enmiendas se realicen de forma "transparente" y "abierta" para que se tengan en cuenta las iniciativas de la población y garantizar así la confianza de la sociedad bielorrusa en el Gobierno.

En este sentido, ha matizado que la Constitución, que fue aprobada hace 27 años, es un "símbolo de la nueva época", de una vida "libre, pacífica y estable" por parte del pueblo bielorruso.

Lukashenko prevé que el proyecto constitucional esté listo para finales de 2021, con la vista puesta en el referéndum previsto para 2022 en el marco de las elecciones locales.

El presidente del Tribunal Constitucional de Bielorrusia, Piotr Miklashevich, había informado ya el 11 de marzo que la Comisión Constitucional estaba a punto de formarse y estaría abierta a los ciudadanos para que pudieran hacer sus propuestas.

La reforma constitucional fue anunciada en Bielorrusia por el Gobierno con la intención de fomentar el diálogo tras las multitudinarias protestas que estallaron después de las elecciones presidenciales del 9 de agosto de 2020, en las que, según el escrutinio oficial, ganó el actual mandatario con más del 80 por ciento de los votos.

La oposición bielorrusa, sin embargo, no ha reconocido los resultados y ha exigido una repetición de los comicios, opción que Lukashenko ha descartado en términos contundentes.