Publicado 16/11/2021 13:22CET

Bielorrusia.- Lukashenko denuncia "provocaciones" en la frontera con Polonia y teme un "conflicto"

Migrantes en la frontera entre Bielorrusia y Polonia
Migrantes en la frontera entre Bielorrusia y Polonia - HENADZ ZHINKOV / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

El Ministerio de Defensa de Bielorrusia dice estar preparado ante cualquier eventualidad

MADRID, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Bielorrusia, Alexander Lukashenko, ha denunciado "provocaciones" por parte de las autoridades de Polonia en la frontera común, donde se agolpan miles de migrantes que quieren llegar a la Unión Europea, y ha advertido de que puede producirse un "conflicto".

Lukashenko ha subrayado que la seguridad de la frontera es una "prioridad", frente a una UE que a golpe de sanciones y de vigilancia quiere "cerrar completamente" los límites de Bielorrusia, informa la agencia de noticias BelTA. El bloque ha avanzado que castigará a personas e instituciones bielorrusas que puedan estar promoviendo la inmigración irregular.

Polonia, por su parte, ha declarado el estado de emergencia en la frontera común, donde ha enviado a miles de policías y militares. Según Lukashenko, los refuerzos "se acumulan" de forma excesiva: "Alegan que quieren proteger a la UE de refugiados que vienen de países bombardeados y saqueados por la coalición occidental liderada por Estados Unidos".

El mandatario bielorruso se ha preguntado "por qué (las fuerzas polacas) necesitan aviones, helicópteros y tanques contra los refugiados", en alusión al despliegue activado en territorio polaco, donde precisamente este martes ha resultado herido grave un policía en un enfrentamiento con migrantes.

Frente a esta actitud desestabilizadora que Minsk le atribuye a la otra parte, Lukashenko quiere "proteger al país y a su gente" e "impedir enfrentamientos". El presidente ha asegurado que "ha habido provocaciones que pueden llevar a un conflicto violento" y ha denunciado "intentos" de entregar armamento a los campamentos de migrantes improvisados en la frontera.

El ministro de Defensa, Viktor Jrenin, ha apuntado que las Fuerzas Armadas bielorrusas están preparadas para responder a cualquier contingencia. "Estamos preparados para todos los posibles conflictos y provocaciones que puedan originarse desde nuestros vecinos", ha dicho.

LLAMADAS TELEFÓNICAS

Lukashenko ha hablado este martes por teléfono con su homólogo ruso, Vladimir Putin, con quien ha tratado, entre otros temas, posibles acciones conjuntas para defender la frontera. Moscú se ha convertido en un aliado clave para Minsk y líderes como la alemana Angela Merkel o el francés Emmanuel Macron esperan que Putin ejerza su influencia sobre su aliado para calmar tensiones.

Merkel y Lukashenko también mantuvieron el lunes una conversación telefónica, en la que el presidente bielorruso le habría puesto sobre la mesa una "propuesta general" para resolver la crisis. Según Lukashenko, que no ha querido dar detalles, la canciller de Alemania pidió tiempo para discutir este supuesto plan con otros socios de la UE.

Esta llamada, la primera entre los dos líderes tras la controvertida reelección de Lukashenko en los comicios de agosto de 2020, giro en torno a "la difícil situación en la frontera entre Bielorrusia y la Unión Europea", como explicó el portavoz de Merkel, pero no ha gustado a todos en Alemania.

Un portavoz de Los Verdes, Omid Nouripour, ha recordado en declaraciones a Deutschlandfunk que "hay una política muy clara" en el seno de los Veintisiete de que Lukashenko "no es el presidente legítimo de Bielorrusia", razón por la cual considera que no debería haber habido ningún contacto, según la agencia de noticias DPA.

El jefe del grupo parlamentario de la Unión Social Cristiana (CSU), Alexander Dobrindt, en cambio, cree que es "necesario" tender puentes diplomáticos, "especialmente en tiempos de crisis". Dobrindt ha dado por sentado que Merkel expuso a Lukashenko "las posibles consecuencias de sus acciones".

Contador