Publicado 19/02/2021 18:42CET

Bielorrusia.- La UE critica la condena "infundada" contra dos periodistas bielorrusas por informar de las protestas

Archivo - Manifestación de la oposición a Alexander Lukashenko en Minsk
Archivo - Manifestación de la oposición a Alexander Lukashenko en Minsk - PAVLO GONCHAR / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

BRUSELAS, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

La UE ha denunciado este viernes la sentencia "infundada" contra dos periodistas en Bielorrusia que han sido condenadas a una pena de dos años de prisión por informar de las protestas contra el Gobierno de Alexander Lukashenko.

"El inaceptable hostigamiento contra los defensores de Derechos Humanos, trabajadores de medios de comunicación, sindicalistas y abogados ha aumentado los últimos días. Este jueves dos periodistas fueron condenadas a dos años de cárcel alegando cargos infundados", ha señalado el Servicio de Acción Exterior a través de un comunicado.

Para la diplomacia europea que dirige Josep Borrell esta decisión judicial busca "intimidar" y "silenciar" a los periodistas y pretende evitar que la información llegue a los ciudadanos bielorrusos.

La UE ha insistido en que Bielorrusia cese las violaciones de Derechos Humanos y libertades fundamentales en lugar de agravarlas. La crisis bielorrusa comenzó con las elecciones presidenciales del pasado agosto en las que Lukashenko, en el poder desde 1994, se hizo con un nuevo mandato en un proceso que no ha reconocido la comunidad internacional, salvo Rusia.

El bloque europeo ha elevado una petición a Minsk para que los diplomáticos puedan trabajar sin intimidación y cese la desinformación por parte de los medios de comunicación estatales.

CONDENA CONTRA DOS PERIODISTAS

Un tribunal bielorruso ha condenado a dos años de cárcel a dos periodistas que estaban acusadas de violar el orden público por transmitir las protestas que se extendieron por el país en 2020 a raíz de las controvertidas elecciones en las que se impuso Lukashenko.

Las dos mujeres condenadas --Katerina Bajvalova, de 27 años, y Daria Chultsova, de 23-- trabajan para la cadena Belsat, afín a la oposición, y fueron detenidas a mediados de noviembre, cuando grababan las movilizaciones surgidas a raíz de la muerte del activista Roman Bondarenko.