Publicado 22/02/2021 16:45CET

Birmania.- La UE dice estar lista para aprobar sanciones por el golpe militar en Birmania

Protesta en Bangkok contra el golpe militar en Birmania
Protesta en Bangkok contra el golpe militar en Birmania - ADRYEL TALAMANTES / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

BRUSELAS, 22 Feb. (EUROPA PRESS) -

La UE ha señalado este lunes que está "preparada" para aprobar sanciones contra los responsables del golpe de Estado militar en Birmania del pasado 1 de febrero, reiterando su condena de la asonada y recalcando su apoyo a las manifestaciones pacíficas prodemocráticas.

En unas conclusiones acordadas a Veintisiete, la UE ha apuntado su disposición a adoptar medidas restrictivas para sancionar a los responsables directos del golpe. "Todas las herramientas a disposición de la UE y sus estados miembro se mantendrán bajo revisión", ha indicado el documento comunitario, que habla, no obstante, de evitar medidas que puedan perjudicar a la ciudadanía birmana.

"El Consejo de la UE invita al Alto Representante y a la Comisión Europea ha desarrollar medidas apropiadas en este sentido", ha añadido las conclusiones de los Veintisiete.

En todo caso, la UE ha recalcado la necesidad de rebajar la actual crisis y poner fin al estado de emergencia nacional, que la junta militar decretó por un periodo de un año tras desalojar del poder a la Liga Nacional Democrática y detener a sus dirigentes, incluida la líder de facto del país Aung San Suu Kyi.

El bloque europeo ha vuelto a reclamar la puesta en libertad de Suu Kyi y el resto de dirigentes, así como la restauración de la democracia y la apertura de la nueva legislatura parlamentaria, elegida en los comicios del pasado noviembre.

Asimismo, ha condenado la represión policial contra las manifestaciones prodemocráticas, que se ha saldado con varios muertos este fin de semana, mostrando su respaldo a las protestas pacíficas. "Pedimos la máxima contención a las autoridades y a todas las partes para evitar cualquier violencia", ha recogido el texto.

Este mensaje llega después de que la junta militar de Birmania haya advertido a los manifestantes que "sufrirán pérdida de vidas" si las protestas continúan, tras el fin de semana más violento desde el golpe de Estado.