Publicado 18/08/2021 19:32CET

Bolivia.- Áñez es trasladada a un hospital y su defensa critica que al hacerlo sin avisar es "un atentado a su vida"

Archivo - Jeanine Áñez
Archivo - Jeanine Áñez - Ricardo Carvallo Terán/ABI/dpa - Archivo

MADRID, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

Jeanine Áñez, quien se autoproclamó presidenta interina de Bolivia durante la crisis electoral de 2019, ha sido llevada este miércoles de la prisión de La Paz en la que se encuentra hasta un centro médico en El Alto, un traslado sin avisar que ha supuesto "un atentado directo contra su vida", según su defensa.

Jorge Valda, que forma parte de la defensa de Áñez, ha denunciado que el traslado se ha realizado "sin informar a los familiares o a los abogados", y sin notificar el destino", que finalmente se supo que fue el Hospital del Norte, en la ciudad de El Alto, en donde a la reclusa se le ha practicado una tomografía.

Valda ha cuestionado el carácter inesperado del traslado, pese a que tanto Áñez como sus abogados y familiares han estado durante semanas alertando de su mal estado de salud, prácticamente desde que entró en prisión en marzo al ser acusada de "sedición, terrorismo y conspiración", en el marco del caso 'Golpe de Estado'.

"Realmente es un atentado directo contra su vida, contra su integridad", dice Valda, quien considera que el traslado de una ciudad a otra, unos 20 kilómetros, cuando Áñez sufre de hipertensión arterial, "demuestra una vez más que no solamente se está generando una privación de libertad indebida, sino que se pretende quitarle la vida, extremo que no podemos permitir", ha dicho.

El centro médico al que ha sido trasladada Áñez ha estado fuertemente custodiado por fuerzas policiales y una hora después ha puesto rumbo nuevamente al centro penitenciario de Miraflores, en La Paz, ha contado el diario boliviano 'La Razón'.

En el mes de agosto, Añez ha visitado el hospital en hasta dos ocasiones. La primera vez, el día 11 a uno en La Paz, donde le diagnosticaron hipertensión arterial sistémica y síndrome ansioso depresivo. Dos días después fue nuevamente al mismo centro para un nuevo chequeo.