Publicado 10/03/2020 18:21:34 +01:00CET

Bolivia.- Bolivia reemplaza el antiguo sistema de transmisión de resultados electorales de cara a los nuevos comicios

Elecciones en un colegio electoral de La Paz, Bolivia
Elecciones en un colegio electoral de La Paz, Bolivia - EUROPA PRESS - Archivo

MADRID, 10 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) de Bolivia ha anunciado este martes que, de cara a los comicios generales del 3 de mayo, reemplazará el antiguo sistema de Transmisión de Resultados Electorales Preliminares (TREP), en el origen de la crisis política, por uno nuevo de Difusión de Resultados Preliminares (DIREPRE).

"El Tribunal Supremo Electoral (TSE) reforzará la transparencia y la confiabilidad del proceso electoral del domingo 3 de mayo mediante la ejecución del proyecto de Difusión de Resultados Preliminares (DIREPRE), que reemplazará al TREP utilizado en 2019", ha anunciado en un comunicado.

El TSE ha explicado que "el DIREPRE difundirá los resultados de las mesas de votación", por lo que "se constituirá en una herramienta valiosa para que tanto los actores políticos como la ciudadanía dispongan de información ágil sobre la evolución de los resultados de las candidaturas presidenciales en la misma jornada de votación".

No obstante, ha aclarado que "los datos de DIREPRE no son jurídicamente vinculantes", subrayando que el cómputo oficial seguirá siendo "la instancia de validación de las actas de escrutinio y de proclamación de los resultados".

El TSE ha explicado que el DIREPRE proporcionará información mucho más rápida porque "trabaja a partir de las fotografías de la actas enviadas de los recintos" de votación, mientras que el cómputo oficial se "demora más porque requiere que el Tribunal Electoral Departamental (TED) cuente físicamente con el acta para determinar su validez".

Las autoridades electorales han indicado que el DIREPRE ofrece "cuatro innovaciones para fortalecer su seguridad y transparencia" respecto al antiguo TREP, que son un nuevo programa informático desarrollado por la empresa británica Reckon; que "el TSE tendrá la administración completa de DIREPRE"; la "difusión constante de los resultados en tiempo real"; y la "difusión ininterrumpida de datos".

El TREP se sitúa en el origen de la crisis política en Bolivia porque, tras terminar la jornada electoral del 20 de octubre se suspendió durante horas, algo que no había pasado antes, y cuando retomó la transmisión de los resultados electorales se había revertido la tendencia, pasando de una posible segunda vuelta entre el entonces presidentes, Evo Morales, y el líder opositor Carlos Mesa a la reelección directa del líder indígena.

Mesa y los demás candidatos opositores denunciaron un "fraude gigantesco" y el Gobierno de Morales accedió a que la Organización de Estados Americanos (OEA) realizara una auditoría de las elecciones presidenciales que confirmó "irregularidades".

Morales, ahora refugiado en Argentina, dimitió y más de 30 personas murieron en los enfrentamientos entre simpatizantes y detractores del líder indígena y con las fuerzas de seguridad.

Bolivia aspirar a superar la crisis política en las elecciones generales previstas para el 3 de mayo, en las que Morales, que pretendía participar como candidato al Senado por Cochabamba, no podrá participar porque el TSE le ha inhabilitado por residir en el extranjero.

Contador