Bolivia/EEUU.- Bolivia y EEUU retoman el diálogo para normalizar sus relaciones

Actualizado 02/06/2010 6:40:20 CET

El presidente Evo Morales vuelve a acusar a Estados Unidos como responsable de la corrupción judicial en Bolivia

LA PAZ, 2 Jun. (Reuters/EP) -

Bolivia y Estados Unidos reanudaron este martes las negociaciones que tienen por objetivo normalizar sus relaciones diplomáticas y reponer a sus respectivos embajadores tras cerca de dos años de distanciamiento, en una reunión mantenida en La Paz entre el ministro de Exteriores boliviano, David Choquehuanca, y el secretario de Estado adjunto para el Hemisferio Occidental, Arturo Valenzuela.

El canciller de Bolivia, en una rueda de prensa conjunta celebrada al término de su encuentro con el enviado de Estados Unidos, aseguró que la reunión había permitido registrar grandes avances en la normalización de las relaciones entre ambas naciones, aunque aún faltan por cerrar algunos detalles para la firma de un nuevo acuerdo marco.

"Con la firma de este nuevo acuerdo vamos a empezar una nueva era (...) Hay grandes avances, este acuerdo contempla diálogo político, responsabilidad compartida en la lucha contra el narcotráfico, comercio y cooperación", señaló Choquehuanca ante los medios.

Velenzuela, que realizaba su primera visita oficial a Bolivia, señaló que Estados Unidos comparte los intereses del Gobierno boliviano de establecer relaciones diplomáticas basadas en el "respeto mutuo", para afrontar los asuntos que son "de interés para ambos países".

"Estamos viendo cómo efectivamente se debe terminar de concretar el acuerdo entre los dos países (...) Estoy en Bolivia porque el presidente (Barack) Obama quiere que las relaciones entre Estados Unidos y Bolivia entren en una nueva etapa de cooperación y respeto mutuo", agregó.

El presidente boliviano, Evo Morales, expulsó en noviembre de 2008 al embajador estadounidense en La Paz y a los agentes de la Agencia Antidrogas norteamericana (DEA) acusándolos de apoyar supuestas acciones conspirativas organizadas por la oposición conservadora de Bolivia.

Una medida a la que Estados Unidos contestó expulsando al embajador boliviano en Washington, aunque esto no afectó a algunos programas de cooperación conjunta entre ambas naciones, entre ellos los proyectos de colaboración judicial.

MORALES ACUSA A ESTADOS UNIDOS

El presidente de Bolivia, Evo Morales, aplaudió los avances registrados en la reunión entre su ministro de Exteriores y Valenzuela pero, por segundo día consecutivo, acusó a Estados Unidos como responsable de una supuesta corrupción en el seno del poder judicial boliviano en favor de narcotraficantes.

"Demostramos cómo fiscales y jueces se van en caravana a capacitarse a Estados Unidos contra el narcotráfico y vuelven acá para liberar a narcotraficantes. Reciben sueldos de Estados Unidos, es una prueba clara", señaló, denunciando que esa cooperación era una forma de "control político".

"Pero no estoy diciendo que este señor que viene (Valenzuela) u Obama sean narcotraficantes. Una cosa es una persona y otra cosa el Estado, la negociación es de Estado a Estado", precisó Morales, añadiendo que sus opiniones no van a suponer una nueva ruptura de las relaciones entre Bolivia y Estados Unidos.

Para leer más