Publicado 30/09/2021 03:32CET

Bolivia.- La Fiscalía de Bolivia admite la denuncia contra el gobernador de Santa Cruz por "ultraje" a la wiphala

Archivo - Un simpatizante del expresidente boliviano Evo Morales  sostiene la bandera "wiphala", que representa al pueblo indígena de la nación.
Archivo - Un simpatizante del expresidente boliviano Evo Morales sostiene la bandera "wiphala", que representa al pueblo indígena de la nación. - Gaston Brito/dpa - Archivo

MADRID, 30 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía de Bolivia ha admitido la denuncia contra el gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, por "racismo y ultraje a símbolos patrios" por la retirada de la bandera indígena wiphala en los actos protocolarios por la efeméride del departamento.

La jefa de bancada del gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS), Estefanía Morales, ha informado de que la denuncia, planteada por los diputados y senadores de la formación, ha sido admitida, por lo que la Fiscalía "comenzará a investigar lo ocurrido", recoge el medio boliviano 'El Deber'.

Morales ha detallado que se indagará en todo lo sucedido en el día de la efeméride de Santa Cruz, cuando se produjo la polémica, ya que después de que el vicepresidente, David Choquehuanca, izó la wiphala, los asambleístas la bajaron.

La denuncia puesta señala por ello al gobernador de Santa Cruz, pero también al líder civil Rómulo Calvo y al diputado regional José Carlos Gutiérrez, además de a las legisladoras Keyla García y Lisseth Durán.

"La Fiscalía tiene que investigar a estas cinco personas", ha añadido Morales en referencia a la admisión de la denuncia, que plantea delitos que tienen una pena de entre uno y siete años de prisión.

La tensión en torno a la wiphala ha crecido a raíz de lo ocurrido a finales de la semana pasada en los mencionados actos protocolarios por la efeméride de Santa Cruz, tras lo que el Gobierno de Bolivia y sectores afines al MAS denunciaron la actitud de Camacho ante la enseña. Por su parte, Camacho apuntó que el izado de la bandera no estaba programado y que fue "una imposición".

Además, el incidente ha supuesto la celebración de movilizaciones y marchas impulsadas por el MAS para reivindicar este símbolo, reconocido en la Constitución boliviana.

Contador