Bolivia.- Gobierno confía en que no será demandado ante los tribunales internacionales por el proceso de nacionalización

Actualizado 05/09/2006 6:56:40 CET

LA PAZ, 5 Sep. (EP/AP) -

El gobierno acelerará las negociaciones de nuevos contratos con las petroleras en el marco de la nacionalización de los hidrocarburos y se mostró seguro de que no será demandado ante tribunales internacionales por esa medida.

"Tienen el derecho de acudir al arbitraje, pero también tienen la necesidad en la región de explotar los campos y cubrir mercados como al argentino y brasileño, y eso nos permite un juego político para defender los intereses del país", declaró el lunes el ministro de Hidrocarburos, Andrés Soliz.

"Es fácil meterse en un juicio arbitral, es fácil incluso ganarlo, lo difícil es hacer cumplir el fallo que a veces dura años. Eso han entendido las empresas y por eso entraron a la negociación", precisó en rueda de prensa.

Además, anticipó que las "negociaciones de los nuevos contratos cobrarán intensidad desde la próxima semana", bajo la filosofía de que "el estado conduce la política hidrocarburífera y participa en toda la cadena productiva". "Las empresas petroleras serán un complemento", acotó.

Soliz destacó el que la brasileña Petrobras hubiera pagado los primeros 32 millones de dólares correspondiente a un aporte adicional que creó la nacionalización para tres metacarpos de gas.

"El que Brasil hubiera pagado el 32% tiene importancia muy grande porque está reconociendo la nacionalización", afirmó. No obstante, dijo que la discusión no ha terminado. "Tiene que ver con las refinerías, los nuevos contratos y el precio del gas y no son cosas separadas", dijo.

Los primeros días de noviembre vence el plazo fijado por el decreto de nacionalización de los hidrocarburos para la firma de nuevos contratos con el 82% de participación del estado en la producción de los tres mayores campos de gas que producen más de cien millones de metros cúbicos de gas diarios.