Bolivia.-El Gobierno iniciará el 23 de marzo su nueva campaña por una salida al mar con una movilización nacional

Actualizado 16/03/2006 14:13:31 CET

LA PAZ, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Día del Mar se celebrará el próximo 23 de marzo en Bolivia con una marcha en la capital con la que las autoridades del país buscan marcar el inicio de una campaña internacional en demanda de una solución a la demanda de una salida al mar para los bolivianos, que perdieron su acceso al Pacífico tras una guerra con Chile en 1879.

El Gobierno del presidente Evo Morales y el Ayuntamiento de La Paz preparan varios actos para "reavivar el patriotismo, forjar la unidad nacional y mostrar al mundo la existencia de un tema pendiente entre Bolivia y Chile, que debe ser encarado y solucionado", según informó la agencia oficial de noticias ABI.

Esta semana, el portavoz de la Palacio de Gobierno, Alex Contreras, anunció que el Gobierno de Morales considera importante que, trascendiendo la esfera política, los pueblos y sociedades de Bolivia y Chile se involucren en la búsqueda de soluciones a diferendos como la demanda de mar para Bolivia.

La nueva posición oficial frente a la demanda marítima surgió después de que el pasado fin de semana representantes de organizaciones sociales, políticas y de estudiantes pidieran, en un hecho sin precedentes, "mar para Bolivia" durante el homenaje rendido a Morales en Santiago, ciudad en la que asistió a la toma de posesión de la nueva presidenta de Chile, Michelle Bachelet.

La movilización nacional del 23 de marzo tendrá un acto central en la sede de Gobierno con la participación de las Fuerzas Armadas, la Policía Nacional, unidades educativas, instituciones públicas y privadas y, como nunca antes, de movimientos sociales de las regiones.

En la Plaza Abaroa tendrá lugar el acto tradicional y desde ahí, el presidente de la República encabezará una marcha hasta la Plaza de los Héroes, donde se prepara una "gran concentración" para mostrar al país y al conjunto de la comunidad internacional la demanda de una salida útil y soberana a las costas del Pacífico, explicó Contreras.

Bolivia y Chile mantienen este desencuentro desde 1879, aunque se registraron dos acercamientos infructuoso durante el primer gobierno del presidente Hugo Banzer y de Victor Paz. En esta coyuntura, la relación bilateral se muestra esperanzadora por las señales enviadas por el Gobierno de Morales y de la propia Bachelet.