Actualizado 23/03/2006 18:31:01 +00:00 CET

Bolivia.- El ministro de Hidrocarburos dice que la norma para nacionalizar recursos estará lista en "dos o tres semanas"

Soliz aclaró que Morales se refirió al 12 de julio como la fecha en la que concluirá la refundación de YPFB

LA PAZ, 23 Mar. (EUROPA PRESSS) -

El ministro de Hidrocarburos, Andrés Soliz, anunció hoy que la norma para nacionalizar los hidrocarburos en Bolivia estará lista en las próximas dos o tres semanas y que el 12 de julio será el día en el que concluya la refundación de la estatal Yacimientos Petroleros Fiscales Bolivianos (YPFB).

Así aclaró Soliz ayer las declaraciones realizadas por el presidente del país, Evo Morales, quien, según el ministro de Hidrocarburos, fue "malentendido" cuando mencionó el 12 de julio como fecha para la nacionalización de los recursos naturales bolivianos.

En realidad, explicó el titular de Hidrocarburos, el próximo 12 de julio concluirá la refundación de YPFB debido a que ese día concluirán los contratos de transición suscritos con empresas petroleras presentes en el país.

El ministro boliviano aseguró que se concertará el tema de la nacionalización con las petroleras, aunque advirtió de que "si no hay concertación, vamos avanzar igual". "No podemos esperar la buena voluntad de las empresas para avanzar con la nacionalización, que es un mandato de las elecciones generales y de la Ley de Hidrocarburos", señaló.

En este sentido adelantó que, junto a YPFB, se están elaborando en estos momentos los términos de los nuevos contratos a suscribir con las petroleras que operan en el país. Según Soliz, se efectuarán reuniones con los representantes de las empresas y se avanzará con las que acepten las nuevas condiciones. Las que no lo hagan serán excluidas, recalcó.

Soliz puntualizó que los principales pilares de la nacionalización de los hidrocarburos son la participación del Estado en toda la cadena productiva, el ejercicio de la propiedad sobre los hidrocarburos, el manejo desde el Estado de la comercialización de los combustibles, la fijación de los precios internos, los volúmenes de producción y el destino que tendrán los hidrocarburos para su exportación.