Borrell avisa a Maduro que "la única salida" son nuevas elecciones presidenciales

Comparecencia de Josep Borrell en Comisión de Asuntos Exteriores
Ricardo Rubio - Europa Press - Archivo
Actualizado 30/01/2019 18:52:28 CET

Subraya que España no va a "hacer seguidismo de nadie" y recalca a PP y Ciudadanos que dar un ultimátum a Maduro no supone "darle oxígeno"

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

El ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Josep Borrell, ha avisado este miércoles de que "la única salida" a la crisis institucional creada en Venezuela tras la autoproclamación de Juan Guaidó como presidente frente a Nicolás Maduro pasa por la convocatoria de unas nuevas elecciones presidenciales y ha rechazado una intervención militar externa.

"La única salida, desde la política, a la aguda crisis que atraviesa Venezuela tiene que ser la convocatoria de unas nuevas elecciones presidenciales que puedan llevarse a término con las debidas garantías y supervisión de la comunidad internacional", ha asegurado Borrell durante su comparecencia en el Congreso, donde ha acudido para atender las peticiones de la oposición para informar de la posición del Gobierno en relación con la situación en ese país suramericano.

El ministro ha defendido que a esos comicios deben poder presentarse "en igualdad de condiciones" los partidos de la oposición y sus respectivos líderes y que ese proceso debe estar supervisado por un Consejo Nacional Electoral con una composición equilibrada, puesto que la actual está compuesto por miembros afines al régimen, varios de ellos sancionados por la UE.

Según ha abundado, es necesario que Venezuela convoque elecciones "conforme a su ordenamiento jurídico" y a los "estándares internacionales". Eso no quiere decir, ha recalcado, que España pida un cambio de régimen, sino que sean los venezolanos quienes elijan a sus representantes, sean del color político que sean, y que retorne la estabilidad y prosperidad al país.

MADURO, ABIERTO SÓLO A ELECCIONES LEGISLATIVAS

De esta forma ha venido a responder a las declaraciones de Nicolás Maduro a la agencia rusa Novostia, donde ha dicho estar dispuesto a sentarse a hablar con la oposición sobre elecciones legislativas, pero no presidenciales.

Borrell ha subrayado que el Gobierno sigue defendiendo que la solución al conflicto abierto en Venezuela debe ser una vía "política pacífica y democrática" y, de hecho, ha destacado que ése ha sido el mensaje que han hecho llegar a la Administración venezolana desde la llegada del PSOE a La Moncloa.

El titular de Exteriores ha puesto en valor el plazo de ocho días que el presidente, Pedro Sánchez, lanzó el pasado domingo junto a otros países europeos para que el Gobierno de Maduro convoque elecciones presidenciales bajo la amenaza de reconocer a Guaidó como presidente interino de la República, una declaración que, ha destacado, va más allá de la posición común de la UE.

ESPAÑA VA "MÁS LEJOS" QUE LA UE

"Vamos más lejos que el texto del acuerdo ratificado por los Estados miembros de la UE y que servirá de base para la discusión del próximo Consejo de Asuntos Exteriores" que tendrá lugar este jueves en Bucarest, ha dicho.

Y, frente a las críticas recibidas por el PP y Ciudadanos por la reacción de España ante la crisis en Venezuela, que consideran tibia, Borrell ha puesto de relieve que la propia oposición de ese país, con Guaidó a la cabeza, ha valorado la posición asumida por nuestro país. "No creo que haber fijado un plazo de ocho días se pueda calificar como que el Gobierno está dando oxígeno a Maduro", ha apostillado.

El ministro ha querido dejar claro que el Gobierno español no hará "seguidismo de nadie" en relación con la crisis venezolana --"trabajamos a nuestro ritmo", ha dicho-- y que no comparte la posición de Estados Unidos de que "todas las soluciones están encima de la mesa", puesto que España rechaza cualquier "solución militar" o que proceda del "exterior".

Para leer más