Actualizado 29/10/2012 05:40 CET

El PT de Rousseff arrebata la Alcaldía de Sao Paulo al líder de la oposición brasileña

El PSDB de Serra pierde fuerza como líder de la oposición ante el ascenso de los socialistas de Campos

BRASILIA, 29 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Partido de los Trabajadores (PT) de la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, ha arrebatado la Alcaldía de Sao Paulo al líder del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) --la primera fuerza opositora--, José Serra, en la segunda vuelta de las elecciones municipales que se ha celebrado este domingo en el país sudamericano.

El candidato del PT en Sao Paulo, Fernando Haddad, ha conseguido el 55,57 por ciento de los votos, frente al 44,43 por ciento que se ha adjudicado Serra, según los resultados electorales difundidos con el 93 por ciento del escrutinio completado.

Nada más conocer el resultado electoral, Haddad ha acudido a la Avenida Paulista a celebrar su victoria en las urnas. "De farola en farola, Brasil va a quedar iluminado", ha dicho, en alusión a las críticas que apuntaban a que sería una "farola estropeada" para el PT.

El triunfo de Haddad es también el triunfo del ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, ya que fue quién le nombró candidato del PT a la Alcaldía de Sao Paulo, la tercera ciudad en importancia del país sudamericano, a pesar de que era un político desconocido.

Por ello, el aspirante del PT ha atribuido su victoria a Lula. "Le agradezco desde lo más profundo de mi corazón la confianza, el apoyo y la orientación que siempre me ha dado, sin lo que habría sido imposible cualquier éxito", ha destacado, en declaraciones recogidas por el diario 'Folha'.

El triunfo en Sao Paulo supone una sorpresa y, por tanto, un balón de oxígeno para el PT, ya que Haddad no se encontraba entre los favoritos para pasar a la segunda vuelta de las elecciones municipales y aún así lo consiguió el pasado 7 de octubre.

Los comicios en Sao Paulo son el laboratorio de las elecciones generales, que se celebrarán en 2014 y a las que el PT llega debilitado por el 'caso mensalao', conocido como 'el juicio del siglo', en el que dos de sus dirigentes han sido condenados por crear una red de compra de apoyos parlamentarios para el Gobierno de Lula

LA DERROTA DE SERRA

Los comicios municipales en Sao Paulo son también significativos por los malos resultados de Serra, gobernador y ex edil del estado homónimo, que ha encajado su tercera derrota consecutiva contra el PT, tras las elecciones presidenciales de 2002 contra Lula y de 2010 contra Rousseff.

"Las urnas han hablado y son soberanas. Buena suerte al alcalde electo", ha dicho Serra, en una rueda de prensa celebrada en la sede del PSDB en Sao Paulo. "Espero que cumpla sus promesas electorales, sé que el pueblo estará vigilante", ha añadido.

Además, el líder opositor ha expresado su agradecimiento a quienes han votado por su proyecto político, así como "a toda la población de Sao Paulo". "Esta ciudad siempre me ha recibido muy bien, con respeto y cariño", ha recordado.

OTRAS CIUDADES

A pesar de la victoria en Sao Paulo y en otras siete ciudades, entre ellas las capitales de Paraiba y Acre, Joao Pessoa y Rio Branco, respectivamente, el PT ha registrado importantes derrotas en municipios clave, como Salvador y Fortaleza.

El PSDB, por su parte, se ha alzado con la victoria en nueve municipios, entre ellos las capitales de Amazonas, Piauí y Pará, Manaus, Teresina y Belén, respectivamente, según ha informado la Agencia de Brasil.

Además, destaca el ascenso del Partido Socialista de Brasil (PSB), que a las 422 en las que ganó en la primera vuelta ha sumado este domingo otras seis, lo que supone un crecimiento del 34 por ciento respecto a los anteriores comicios, el mayor que ha sufrido un partido político en los últimos años.

Ello hace que su líder, el gobernador de Pernambuco, Eduardo Campos, sustituya al futuro candidato del PSDB como principal amenaza para Rousseff de cara a las elecciones presidenciales de 2014.

BAJA PARTICIPACIÓN

Otro de los datos importantes en estos comicios municipales ha sido la baja participación, ya que de los 31,7 millones de brasileños que estaban llamados a las urnas este domingo, solamente han acudido 25,7 millones, lo que sitúa la abstención en el 19 por ciento.

"Cualquier aumento de la abstención es preocupante", ha dicho la presidenta del Tribunal Superior Electoral (TSE), Cármen Lúcia, considerando que las autoridades brasileñas "deben reflexionar sobre las causas" del descenso en la participación.

En la segunda vuelta se ha elegido a los alcaldes de 50 ciudades, entre ellas 17 de las 26 capitales estatales. En la primera vuelta, los brasileños designaron a los alcaldes de 5.568 municipios, entre ellos nueve capitales estatales, como Río de Janeiro, donde Eduardo Paes, del Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), revalidó su mandato.