Publicado 13/07/2021 08:20CET

Burkina Faso.- Mueren siete personas en un ataque perpetrado en el norte de Burkina Faso

Imagen de archivo de soldado del Ejército de Burkina Faso.
Imagen de archivo de soldado del Ejército de Burkina Faso. - DRACORIUS WHITE / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

Al menos siete personas murieron en un ataque ejecutado el domingo por personas armadas no identificadas en la localidad burkinesa de Nahi-Mossi, situada en el norte del país, según fuentes citadas por los medios del país africano.

Según las informaciones recogidas por la emisora burkinesa Radio Omega, el ataque se saldó con la muerte de cuatro 'voluntarios' reclutados por las autoridades para hacer frente al terrorismo y tres civiles, además de con el incendio de viviendas y el robo de cabezas de ganado.

Sin embargo, fuentes de seguridad citadas por la emisora Radio France Internationale ha elevado a diez el número de muertos, entre ellos siete 'voluntarios'. Nahi-Mossi está situada a diez kilómetros de Pensa, en la región de Centro Norte, sacudida por un repunte de los ataques yihadistas durante los últimos meses.

La localidad cuenta además con una base de los Voluntarios para la Defensa de la Patria (VDP), uno de los principales objetivos de los ataques por parte de grupos yihadistas y en el punto de mira por las acusaciones sobre supuestos abusos contra la población civil durante sus operaciones antiterroristas.

Por otra parte, el Ejército burkinés indicó el lunes que durante el 5 y el 11 de julio mató a diez supuestos terroristas en una serie de operaciones llevadas a cabo por las fuerzas especiales y la Unidad Especial de Intervención de la Gendarmería Nacional (USIGN), tal y como ha recogido el portal de noticias Infowakat.

Burkina Faso ha experimentado un aumento significativo de los ataques terroristas desde 2015, incluido el perpetrado en abril de 2021 que se saldó con la muerte de los periodistas españoles David Beriáin y Roberto Fraile, así como al ciudadano irlandés Rory Young.

El incidente más grave tuvo lugar a principios de junio en la localidad de Solhan (norte), donde fueron masacrados más de 150 civiles en un ataque lanzado inicialmente contra 'voluntarios'. El Gobierno ha acusado a un grupo vinculado con el Grupo de Apoyo al Islam y los Musulmanes (JNIM), rama de Al Qaeda en Malí y ha indicado que las investigaciones revelan que "los atacantes eran en su mayoría niños de entre 12 y 14 años".

Contador