Publicado 26/07/2020 14:38CET

Burkina Faso.- El opositor Zéphirin Diabré anuncia su candidatura a las presidenciales de noviembre en Burkina Faso

El opositor, que quedó en segundo lugar en 2015, carga contra el partido de Kaboré por la inseguridad

MADRID, 26 Jul. (EUROPA PRESS) -

El líder opositor burkinés Zéphirin Diabré ha anunciado que se presentará a las elecciones presidenciales de noviembre en el país africano, tras ser elegido como candidato por la Unión por el Progreso y el Cambio (UPC) de cara a los comicios.

La nominación de Diabré, quien quedó en segundo lugar en las presidenciales de 2015, en las que se impuso el actual mandatario, Roch Marc Christian Kaboré, ha llegado tras un congreso extraordinario de la UPC que ha tenido como lema 'Junto a Zeph, un nuevo comiendo con toda seguridad'.

"Hace cinco años, los burkineses cometieron el grave error de confiarle su destino al Movimiento Popular para el Progreso (MPP) --de Kaboré-- y a sus aliados", ha dicho Diabré, quien se ha mostrado "decepcionado por la gestión" del partido gubernamental.

Así, ha destacado que cuando el MPP llegó al poder "los terroristas estaban en Malí y se conocían las fronteras de Burkina Faso". "Cinco años más tarde, no conocemos las fronteras porque los terroristas están ya en Comoé", ha agregado, en referencia a una zona de Costa de Marfil situada cerca de la frontera común.

"¿Como es que ellos, en cinco años, han entregado el país a las fuerzas del mal?", se ha preguntado el líder opositor, quien ha achacado esta situación a la "falta de preparación" de las autoridades, según ha informado el portal burkinés de noticias Burkina24.

Asimismo, ha denunciado que "la corrupción ha vuelto a todos los niveles" y que "con el MPP y sus aliados el diálogo social se ha roto y la Administración se ha politizado". "Hay muchos camaradas de la UPC que pueden testificar que se les negaron cargos técnicos por ser de la UPC", ha denunciado.

Por su parte, el destacado opositor Gilbert Noël Ouédraogo, que ha dado su apoyo a Diabré, ha pedido a sus seguidores "imaginar una alianza entre un elefante y un león". "Nada se les resistirá", ha manifestado, al tiempo que ha agregado que "se ha refinado la estrategia de alianza para que las elecciones sean un trampolín democrático para un verdadero cambio de cara a una Burkina Faso próspera".

El anuncio de la candidatura de Diabré ha llegado apenas dos semanas después de que los partidos políticos del país, incluidos los opositores, se pronunciaran contra la posibilidad planteada por la Asamblea Nacional de aplazar las legislativas previstas para el 22 de noviembre y abogaran por mantener la fecha y que tengan lugar junto a las presidenciales.

El aplazamiento electoral era parte de un paquete de cerca de 20 recomendaciones tras la visita realizada a las cinco regiones más castigadas por la inseguridad que sacude desde hace meses el país, especialmente las regiones ubicadas en el norte y el este del país.

Burkina Faso, al igual que la vecina Malí, ha registrado un fuerte aumento de ataques yihadistas en los últimos años, obra tanto de la filial de Al Qaeda como de la de Estado Islámico en la región. Los abusos de las fuerzas de seguridad contra la población han ayudado a estos grupos en sus tareas de reclutamiento.

Dicha actividad ha contribuido también a incrementar la violencia intercomunitaria y ha hecho que florecieran grupos de autodefensa, a los que el Gobierno burkinés ha sumado en los últimos meses a voluntarios para que ayuden en la lucha antiterrorista. Más de 800.000 personas se han visto desplazadas en el país como resultado de todo ello.