Publicado 06/06/2021 12:56CET

Burkina.- La UA califica de crimen de guerra la masacre de más de 130 civiles en Solhan

Archivo - Desplazados por la violencia en Burkina Faso
Archivo - Desplazados por la violencia en Burkina Faso - CICR - Archivo

MADRID, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Unión Africana ha calificado como crimen de guerra la matanza de más de 130 civiles en la localidad burkinesa de Solhan, que ha llevado a las autoridades a declarar tres días de luto nacional tras un ataque de gravedad sin precedentes en la historia del país, en palabras de la organización.

"Burkina Faso acaba de sufrir el ataque terrorista más mortífero de su historia con la masacre de más de 130 personas ocurrida ayer en Solhan, en el norte del país. Este acto perpetrado contra la población civil, incluidos los niños, es un verdadero crimen de guerra y debe ser tratado como tal", ha manifestado el presidente de la Comisión de la Unión Africana, Moussa Faki Mahamat, en un comunicado hecho público este domingo en su cuenta de Twitter.

El presidente expresó su indignación y condena y reiteró la importancia de "una rápida y enérgica reacción regional e internacional contra los terroristas en Burkina Faso y en toda la región del Sahel.

El ataque comenzó primero como un asalto contra la milicia antiyihadista de los Voluntarios para la Defensa de la Patria para terminar convirtiéndose en una matanza indiscriminada de la población de Solhan, una pequeña localidad que ha sido escenario de varios incidentes desde principios de año.

Los Voluntarios para la Defensa de la Patria, por su parte, se consideran una milicia que lucha contra los asaltantes yihadistas que han sembrado el terror en las zonas rurales de Burkina. Sin embargo, organizaciones humanitarias locales, como el Observatorio para la Dignidad Humana, denuncian que el grupo ha actuado en ocasiones como "escuadrones de la muerte, sembrando desolación bajo la enseña de la lucha contra el terrorismo al perpetrar ejecuciones sumarias de civiles, especialmente de la etnia fulani, también llamada peul.

Después de trascender la noticia, el secretario general de la ONU, António Guterres, ha expresado su "enfado" por estas muertes y ha señalado que hay siete menores de edad entre las víctimas mortales.

Guterres "condena contundentemente este atroz ataque y subraya la necesidad urgente de que la comunidad internacional redoble su apoyo a los Estados miembro en la lucha contra el extremismo violento y su inaceptable coste humano", ha indicado un portavoz de Guterres, Stéphane Dujarric.

Contador