Publicado 01/10/2020 18:42CET

Burundi.- Burundi pide a la UE que "respete" su soberanía y aboga por un diálogo para la retirada de sanciones

Burundi.- Burundi pide a la UE que "respete" su soberanía y aboga por un diálogo
Burundi.- Burundi pide a la UE que "respete" su soberanía y aboga por un diálogo - EVRARD NGENDAKUMANA / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 1 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Burundi ha reclamado a la Unión Europea (UE) "respetar las reglas relativas a la soberanía del país", días después de que el presidente burundés, Évariste Ndayishimiye, acusara al bloque de "ser cómplice" en el intento de golpe de Estado de 2015.

"Nos sentaremos en la misma mesa para discutir y ver si las sanciones (de la UE) pueden ser retiradas lo antes posible", ha dicho el ministro de Exteriores burundés, Albert Shingiro, quien ha dicho que, en caso de que las medidas sean levantadas Gitega actuará "de la misma manera que antes", según ha informado el diario burundés 'Iwacu'.

Ndashiyimiye afirmó la semana pasada que las relaciones entre Burundi y la UE "se degradaron porque se constató que esta organización fue cómplice del intento de golpe de Estado de 2015".

El bloque internacional anunció sanciones en 2016 contra Gitega en respuesta a las denuncias sobre abusos de los Derechos Humanos en el país, a pesar de lo cual el presidente burundés resaltó que las autoridades están dispuestas a reiniciar el diálogo contra la UE.

Burundi se vio sumido en una grave crisis en abril de 2015 cuando el entonces presidente, Pierre Nkurunziza, anunció que planeaba optar a un tercer mandato, algo que la oposición consideró inconstitucional y que violaba el acuerdo de paz que puso fin a la guerra civil en 2005.

Finalmente, el Tribunal Constitucional le dio la razón y Nkurunziza fue reelegido, si bien algunos de sus detractores se alzaron en armas aprovechando que se encontraba en visita oficial en Tanzania.

Bajo el mandato de Nkurunziza, en particular a raíz de su decisión de optar a su tercera mandato, Naciones Unidas denunció graves violaciones de los Derechos Humanos en el país. El mandatario mantuvo una tensa relación con el organismo internacional, expulsando en varias ocasiones a algunos de sus representantes.

Investigadores de la ONU manifestaron recientemente que la llegada al poder de Ndayishimiye el pasado mes de junio tras la repentina muerte de Nkurunziza no ha traído consigo cambios en cuanto a las violaciones de Derechos Humanos en el país.

Contador