Publicado 31/01/2020 14:14:48 +01:00CET

China.- La actividad manufacturera de China se paraliza en enero por el Año Nuevo y el coronavirus

PEKÍN, 31 Ene. (EUROPA PRESS) -

La actividad de las fábricas chinas se ha estancado en enero, después de un breve periodo de crecimiento a finales de 2019, como consecuencia de las festividades del Año Nuevo Lunar, que comenzaron el pasado 25 de enero y del impacto de la epidemia de coronavirus, que ha llevado a muchas empresas a echar temporalmente el cierre o retrasar su apertura tras las vacaciones, según refleja el dato oficial de la encuesta de gestores de compras (PMI), publicado por la Oficina Nacional de Estadística de China.

En concreto, la lectura del índice PMI manufacturero se ha situado en el 50%, dos décimas por debajo del dato del mes anterior, poniendo así fin a la tentativa de expansión registrada en los meses de noviembre y diciembre, tras haber permanecido los seis meses anteriores en terreno recesivo.

En el caso de las grandes empresas, el dato de actividad se ha moderado ligeramente al 50,4% desde el 50,6% de diciembre, mientras que en las empresas medianas ha bajado 1,3 puntos porcentuales, hasta el 50,1%. Por su parte, la actividad de las empresas manufactureras más pequeñas ha seguido retrocediendo en enero, aunque a menor ritmo que en meses anteriores, con una lectura del PMI del 48,6%, frente al 47,2% del mes anterior.

El subíndice de producción ha disminuido al 51,3% desde el 53,2% de diciembre, mientras que el dato de nuevos pedidos ha retrocedido dos décimas, hasta el 51,4%, mientras que la referencia de inventarios ha caído una décima respecto del mes anterior, hasta el 47,1%.

De su lado, el subíndice de empleo manufacturero ha mejorado levemente, hasta el 47,5% desde el 47,3% del mes anterior, aunque sigue apuntando una caída de la contratación en el sector.

En el caso del sector servicios, la lectura de enero ha mejorado hasta el 54,1% desde el 53,5%, lo que implica una aceleración de la actividad hasta máximos de los dos últimos meses.

Las expectativas de las empresas no manufactureras han mejorado en enero, hasta alcanzar el 59,6%, medio punto más que el mes anterior, "lo que supone que las compañías del sector siguen siendo optimistas sobre la futura evolución de la economía".

De este modo, el índice compuesto de actividad de la economía china ha retrocedido levemente en enero, hasta el 53%, cuatro décimas por debajo del resultado de diciembre de 2019, pero aún dentro del terreno que indica expansión.

Una lectura del índice PMI superior al 50% implica crecimiento de la actividad en el sector, mientras que un resultado por debajo de este umbral supone contracción.