Publicado 08/03/2020 20:04:46 +01:00CET

China.- Detenidas 17 personas e incautados explosivos en una operación policial en Hong Kong

China.- Detenidas 17 personas e incautados explosivos en una operación policial
China.- Detenidas 17 personas e incautados explosivos en una operación policial - GETTY IMAGES / ANTHONY KWAN - Archivo

MADRID, 8 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Policía de Hong Kong ha informado de la detención de 17 personas y de la incautación de una "enorme cantidad" de productos químicos y tres bombas caseras tras asaltar una "importante fábrica de bombas" durante la pasada noche.

Las tres bombas halladas en un edificio del barrio de Tai Kok Tsui estaban diseñadas para ser detonadas a distancia y estaban "cerca de estar terminadas" y "listas para causar daños", según recoge la cadena de televisión RTHK. En total han sido registrados 22 inmuebles en una operación desarrollada durante la noche del sábado al domingo.

En uno de los registros, en un inmueble del barrio de Tai Po, la operación fue dificultada por una multitud que intentó evitar la entrada de los agentes. Entre ellos había concejales de distrito que intentaban evitar que se llevaran detenido a un sospechoso alegando la existencia de un supuesto fuego que luego se demostró inexistente y activando las alarmas de incendio para evitar el funcionamiento de los ascensores.

"Se ha incautado una importante cantidad de explosivos listos para ser usada, además de una enorme cantidad de químicos, unos 2.500 kilos, listos para ser procesados para fabricar aún más explosivo casero", ha explicado un portavoz policial, Alick McWhirter. Estos explosivos son muy potentes y son frecuentemente utilizados por grupos terroristas de otros lugares del mundo.

El agente, perteneciente al grupo de artificieros, ha explicado que "se ha evitado una tragedia" y ha subrayado que los responsables "no tienen la más mínima preocupación por la seguridad de otras personas" teniendo en cuenta dónde estaban fabricando las bombas y donde las han estado colocando".

Los detenidos estarían relacionados con una serie de amenazas de bomba remitidas en los dos últimos meses en Hong Kong y con la explosión en un servicio de un centro sanitario de Cáritas el pasado mes de enero.

También serían los responsables de la colocación de un artefacto al día siguiente en la bahía de Shenzhen, aunque el aparato no se activó, y de otros artefactos colocados en la estación de trenes Lowu a principios de febrero. Con los nuevos explosivos pretendían atentar contra la Policía, ha explicado el portavoz policial, que no ha dado más detalles al respecto.

Contador