Publicado 27/07/2021 23:25CET

C.Marfil.- El presidente Ouattara asegura que la crisis de Costa de Marfil "quedó atrás" tras su reunión con Gbagbo

Archivo - El presidente de Costa de Marfil, Alassane Ouattara
Archivo - El presidente de Costa de Marfil, Alassane Ouattara - YVAN SONH / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO - Archivo

MADRID, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Costa de Marfil, Alassane Ouattara, ha asegurado este martes que la crisis "ha quedado atrás", después de haberse reunido en Abiyán, la capital, con su otrora rival político y predecesor en el cargo, Laurent Gbagbo, quien le ha pedido la "liberación de los presos políticos" de la guerra civil de 2010.

Ambos han coincido en destacar que se ha tratado de un encuentro "cordial y fraternal", en el que los dos no han escatimado en dedicarse halagos. "Es mi hermano y amigo", ha dicho Ouattara, quien ha asegurado que la crisis política es cosa del pasado y "lo que importa ahora es Costa de Marfil y la paz".

"Hablamos de paz para nuestro país, de la necesidad de fortalecer la cohesión nacional, de continuar la reconciliación. Hemos acordado reunirnos nuevamente de vez en cuando. Es importante que todos puedan aprender que hemos decidido restaurar la confianza y asegurarnos de que los marfileños se reconcilien", ha dicho.

Ouattara también ha expresado la necesidad de dejar atrás los "eventos dolorosos" de una guerra civil que dejó más de 3.000 muertos en apenas cinco meses entre 2010 y 2011. Una crisis política que estalló después de que Gbagbo se negara a reconocer su derrota en las presidenciales.

"Estos eventos fueron dolorosos. Ha habido muertes. Debemos tener esto y trabajar en el futuro, en la cohesión y en la reconciliación. Tenemos un país hermoso y continuaremos trabajando juntos. Nos aseguraremos de que Costa de Marfil progresando", ha prometido.

En ese sentido han ido dirigidas también las palabras de Gbagbo a su salida del Palacio de la Presidencia, donde ha subrayado la "amistosa" y "relajada" charla que ha mantenido con el presidente marfileño, la cual, ha dicho, espera que se repitan "de vez en cuando" para "relajar" la situación del país.

"En lo que a mí respecta, insistí en los presos que fueron detenidos durante la crisis de 2010 y 2011 y que todavía están en prisión. Me gustaría que el presidente hiciera todo lo posible para liberarlos. El presidente tiene los medios", ha dicho.

Se trata de la primera vez que se reúnen desde las presidenciales. El encuentro ha tenido lugar también un mes después de que Gbagbo regresara a Costa de Marfil tras diez años de su entrega al Tribunal Penal Internacional (TPI), que le absolvió de los cargos de crímenes de guerra y contra la humanidad.