Cocaleros de los Yungas protestan contra el Gobierno boliviano

Publicado 05/07/2019 12:14:06CET
Hoja de coca
Hoja de coca - Reuters - Archivo

   LA PAZ, 5 Jul. (Notimérica) -

   Los caminos que unen los Yungas, región productora de coca al norte de Bolivia, con el resto del país llevan seis días bloqueados por protestas de campesinos de la Asociación de La Paz de Productores de Coca (Adepcoca). Estas protestas forman parte de un prolongado conflicto entre esta asociación y el Gobierno de Evo Morales y están acentuadas por la cercanía de elecciones nacionales y la posible reelección del mandatario, de quien exigen su dimisión.

   Los Yungas es la región que tradicionalmente producía coca en Bolivia, pero desde que Evo Morales asumió la Presidencia del país también es legal en la región de Chapare, donde él mismo es líder sindical. Ya en el Gobierno, Morales hizo varios intentos de restar poder a la asociación y desde entonces, la Adepcoca ha iniciado varios enfrentamientos ante la posibilidad de perder el control sobre la distribución de coca.

   Un argumento recurrente utilizado por los yungueños es que la coca producida en su región es comercializada legalmente para usos medicinales o para mascar en su mayoría, mientras que en Chapare sólo es lo el 10 por ciento del total, según la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, lo que indica que gran parte está destinada a la producción ilegal de cocaína. También condenan la destrucción de cultivos en La Asunta, zona en los Yungas sin autorización para la plantación, por considerarlo una estrategia para mermar su poder.

   La Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Bolivia considera que la represión de estas movilizaciones se está llevando a cabo con fuerza excesiva, cuando las protestas están siendo similares a las que encabezó el propio Morales como líder sindical en Chapares en los años 90.

Para leer más