Publicado 09/02/2021 18:48CET

Colombia.- Colombia desliza que o bien Cuba o el ELN "no están diciendo la verdad" en el "atentado" de Bogotá

El Alto Comisionado para la Paz de Colombia, Miguel Ceballos
El Alto Comisionado para la Paz de Colombia, Miguel Ceballos - EL TIEMPO / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO - Archivo

Colombia insiste a Cuba que extradite a los miembros del ELN para evitar atentados

MADRID, 9 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Alto Comisionado para la Paz de Colombia, Miguel Ceballos, ha cuestionado este martes la veracidad de las palabras del Gobierno de Cuba en relación al posible atentado que la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) estaría planeando cometer en Bogotá.

Ceballos ha señalado que Cuba "tiene la obligación" de ampliar "la denuncia y la fuente" de ese supuesto atentado y afirma que si la delegación del ELN en La Habana "no tenía conocimiento" del mismo y su "comandante máximo", en referencia a Nicolás Rodríguez Bautista, alias 'Gabino', que reside allí tampoco, "es porque alguien no está diciendo la verdad".

Las palabras de Ceballos se producen después de que el embajador de Cuba en Colombia, José Luis Ponce, alertara mediante carta a las autoridades colombianas de la posibilidad de que la guerrilla cometiera "en los próximos días" un atentado en Bogotá, aunque matizaba que la información no había podido ser evaluada, de la misma manera que la Delegación de Paz del ELN en La Habana desconocía estos hechos e insistía en no estar involucrada en acciones de este tipo.

"Ponce, embajador de Cuba en Colombia, entregó la carta al Ministerio de Exteriores y allí consultaron de la veracidad. Él tiene la obligación en ampliar esa denuncia y la fuente. En Cuba, el ELN no tenía conocimiento. En La Habana está el comandante máximo del ELN y si él no sabe de las operaciones en Colombia, es porque alguien no está diciendo la verdad. Si ellos saben que hay un atentado, que lo digan", ha enfatizado Ceballos.

"Preocupa porque el embajador da esta delicada denuncia solo alertó, no profundizó. Es importante que este país conozca cuál es el origen de esa información", ha insistido Ceballos, quien apela a la "responsabilidad" del Gobierno de Cuba para que explique "por qué y cómo lo sabía".

Durante un diálogo con Caracol Radio, Ceballos ha querido mandar un mensaje de tranquilidad al país recalcando que "todos los organismos de seguridad están trabajando para proteger la seguridad de los colombianos" y ha criticado duramente a los "cobardes" grupos armados que "no se enfrentan con la fuerza publica, sino con los líderes sociales".

"Todas las capacidades están preparadas para prevenir y contrarrestar cualquier atentado. Todos los colombianos deben estar alerta para denunciar cualquier acto sospechoso", ha dicho.

COLOMBIA PIDE LA EXTRADICIÓN DE LOS MIEMBROS DEL ELN

Por su parte, el nuevo ministro de Defensa, Diego Molano, ha hecho referencia también al aviso llegado desde la Embajada cubana, dejando entrever que a Colombia no le sorprende, ya que el "ELN ha sido grupo narcoterrorista" presente en "las listas de Estados Unidos y la Unión Europea" y "no hay nada nuevo en eso".

Molano ha recordado que fue esta guerrilla quien cometió el atentando en 2019 contra una escuela de cadetes en Bogotá en la que murieron más de una veintena de personas "por eso el Gobierno colombiano los ha combatido y ha buscado desmantelarlos".

El ministro de Defensa ha insistido nuevamente en uno de los reclamos del Gobierno de Colombia desde que se produjo este ataque, la extradición de los integrantes de la delegación de paz del ELN que se encuentran en La Habana, con el fin, ha dicho, de "evitar atentados".

"Para saber si es verdad la información, Cuba debe extraditar a los jefes de mando. La mejor forma de prevenir que no hayan atentados, es que Cuba los extradite. No hay ninguna información adicional, es una afirmación general y no validada en esa carta", ha justificado.

El Frente Oriental del ELN está liderado por Carlos Emilio Marín, alias 'Pablito', y es la facción responsable del atentado con coche bomba en 2019 contra a la Escuela de cadetes de la Policía General Santander, en Bogotá, que dejó 22 estudiantes muertos y 60 más heridos.

Este ataque supuso la ruptura de las negociaciones entre el presidente, Iván Duque, y la guerrilla. Entonces, el Gobierno solicitó la extradición de los guerrilleros que permanecían en La Habana, petición a la que Cuba se negó y supuso motivo de tensiones entre ambos gobiernos.