Colombia.- El Consulado de Colombia en Baleares cierra hoy sus puertas por falta de medios económicos

Actualizado 31/08/2006 12:28:10 CET

La nueva sede del Consulado de Colombia estará ubicada en la Conselleria de Inmigración a partir de septiembre

PALMA DE MALLORCA, 31 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Consulado de Colombia en Baleares cerrará hoy sus puertas definitivamente, por falta de apoyo del Gobierno colombiano, una situación que ha provocado además la renuncia del cargo del actual cónsul honorario, Carlos Alberto Navarro, quien llevaba más de 17 años de labor.

Tras conocerse la noticia, la Asociación de Colombianos en Baleares (Asocolbalear) calificó la situación de "grave", y la achacó a la falta de apoyo económico e institucional del Gobierno colombiano, al que culpa de "incumplir" las repetidas promesas de poner solución a una situación de precariedad que ha obligado en los últimos años a cerrar la oficina temporalmente en diversas ocasiones.

Así, la Asociación consideró "incomprensible" que no sea posible encontrar una solución, "teniendo en cuenta la importancia y el peso económico que significa el envío de divisas" desde el archipiélago hasta el país andino, y subrayó el contraste de esta situación con las buenas relaciones entre España y Colombia.

A este respecto, Asocolbalear remarcó que esas relaciones se han percibido a su vez en el entorno autonómico, en la reciente visita a Colombia del presidente del Govern, Jaume Matas, quien, junto con la consellera de Inmigración y Cooperación, Encarnación Pastor, "han dado muestras manifiestas de querer contribuir en buena medida a la solución del problema cediendo un local para el consulado".

Por otra parte, la asociación matizó que la inexistencia de un consulado colombiano en Palma de Mallorca "afecta a todos los compatriotas", ya que, a partir de ahora, tendrán que desplazarse a la península para realizar sus gestiones, "con el sobre costo que ello implica por nuestra condición de insularidad" y, además, recordó que "la mayoría están excluidos del beneficio del descuento de viaje".

Finalmente, la entidad representativa de la comunidad colombiana en las islas, señaló a Jaime Darder Caldentey como candidato a ocupar el cargo de cónsul, aunque insistió en que "si no se le da una solución definitiva e inmediata al problema, cualquier nuevo cónsul se verá enfrentado tarde o temprano a los mismos problemas y se verá abocado a dimitir", asevera el comunicado.

El hasta ahora cónsul honorario, Carlos Alberto Navarro renunciará "irrevocablemente" a su cargo el próximo día 31 de agosto, tras más de 17 años de "eficaz y desinteresada" labor, a causa de la imposibilidad de mantener un Consulado abierto sin medios económicos.

NUEVO EMPLAZAMIENTO

El futuro cónsul de Colombia en Baleares, Jaume Darder, mantuvo un encuentro la semana pasada con la consellera de Inmigración y Cooperación, Encarnación Pastor, al conocer que las dependencias de la nueva sede del Consulado del país sudamericano se ubicarán a partir del uno de septiembre en la sede de la Conselleria.

La nueva sede del consulado colombiano se ubicará en la Conselleria de Inmigración y Cooperación "tal como se había comprometido" la consellera Pastor con la embajadora de Colombia en España, Noemí Sanín, en un encuentro celebrado en Madrid, y que después fue confirmado en la reunión que mantuvo la embajadora y el presidente del Govern, Jaume Matas, con la colonia colombiana, al que también asistió Pastor.

La comunidad colombiana en Baleares asciende a un total de 12.000 individuos, muchos de los cuales residen en la capital balear, y constituye una de las más numerosas entre las integradas por súbditos de países extracomunitarios.