Colombia/Ecuador.- Colombia envía pruebas de la permanencia del dirigente de las FARC, Raúl Reyes, en Ecuador

Actualizado 23/10/2006 22:38:30 CET

BOGOTÁ, 23 Oct. (EUROPA PRESS) -

Colombia enviará a Ecuador pruebas de la permanencia en ese país del portavoz y alto dirigente de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Raúl Reyes, informó hoy el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos.

El ministro confirmó que el Gobierno está preparando un dossier con pruebas que evidencian que el jefe rebelde ingresa de vez en cuando a Ecuador, aunque aclaró que lo hace sin el consentimiento del Gobierno de Alfredo Palacio.

"Estamos en eso. Estos delincuentes, como Raúl Reyes, se mueven de un sitio a otro. Nosotros sabemos que ese señor opera en Ecuador", afirmó Santos en declaraciones a la emisora de radio 'RCN' al responder a la petición del Gobierno ecuatoriano de que Colombia demuestre esta afirmación.

Santos señaló que "es un secreto a voces" la presencia de Reyes en Ecuador, "o si no, hay que preguntarle a los periodistas a donde van cuando lo entrevistan".

Esta afirmación provocó la queja del Ministerio de Exteriores de Ecuador que mediante un comunicado oficial exigió pruebas y acusó a la vecina Colombia de no vigilar sus fronteras.

El ministro aseguró que le consta que periodistas colombianos y ecuatorianos que en los últimos meses buscan encuentros con Reyes para entrevistarlo y para ello acuden a una zona selvática de la región del Putumayo, en la frontera de Colombia y Ecuador.

Las presencia de Reyes en Ecuador y la de otro dirigente guerrillero, Iván Márquez en Venezuela, fue denunciada por el presidente Álvaro Uribe el pasado viernes, en un discurso en el que atribuyó a las FARC un atentado con explosivos en un complejo militar de Bogotá.

Uribe se retractó entonces de su interés de negociar el canje humanitario de secuestrados en poder de las FARC por guerrilleros presos que parecía avanzar por una serie de mensajes entre las partes que crecieron las expectativas de los familiares de las víctimas.

La ministra de Exteriores, María Consuelo Araujo, también informó que contactó a su colega ecuatoriano Francisco Carrión para explicarle que la denuncia pública que hizo Uribe fue una voz de alerta para "evitar que el problema (la guerrilla) se traslade al Ecuador y se mantenga en Colombia".

Araujo afirmó en declaraciones a radio Caracol que "el interés de manifestar el malestar por el posible traslado de los terroristas, guerrilleros, al territorio ecuatoriano es en virtud de la solidaridad y cooperación que se viene dando con Ecuador".

Uribe también ordenó el viernes el rescate militar de los secuestrados, una acción a la que la mayoría de sus familiares se opone por el peligro que representa, pues las FARC han dado orden de asesinarlos en caso de la llegada de tropas del Ejército a los campamentos selváticos en donde permanecen detenidos.

Santos dijo que las operaciones militares para el rescate de los secuestrados "las haremos con toda la prudencia del caso".

El candidato presidencial ecuatoriano Rafael Correa, por su parte, rechazó las declaraciones de Uribe con respecto a la presencia de Reyes en Ecuador y acusó a los gobiernos de Estados Unidos y Colombia de intentar involucrar a su país en el conflicto colombiano.

"Ecuador no puede involucrarse en una guerra que no es suya (...). No podemos caer en esa trampa, dijo Correa a Radio Quito. El candidato añadió que Exteriores y las Fuerzas Armadas desmintieron que Raúl Reyes se encuentre en su país.

Correa afirmó que si llega al poder, el Gobierno de Ecuador no aceptará secuestros ni bombas de las FARC, pero seguirá sin tildar de terrorista a esa guerrilla.