Actualizado 10/04/2006 21:30:52 CET

Colombia.- El Gobierno lanza una campaña para la inclusión laboral de los casi 30.000 reinsertados de grupos armados

BOGOTÁ, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Colombia ha lanzado una campaña para impulsar la inclusión laboral de las casi 30.000 personas reinsertadas procedentes de grupos armados ilegales. Con una dotación superior a los 200.000 millones de pesos (70,2 millones de euros) para el desarrollo de proyectos productivos, el plan gubernamental hace especial hincapié en el sector privado empresarial.

Según informó hoy 'Caracol Radio', no se descarta la posibilidad de que la concesión de contratos de obras públicas incluya el condicionante de incluir como personal a población antes vinculada a grupos armados. Así, el ministro del Interior, Sabas Pretel, manifestó que, "si bien legalmente es muy complicado este procedimiento, a los contratistas de obras públicas se le ha hecho saber que deben tener un mínimo de reinsertados vinculados a los proyectos".

Además, explicó que está evaluando con el Ministerio de Obras Públicas la posibilidad de vincular al programa de construcción de 2.500 kilómetros de carreteras a varios de los reinsertados. En este sentido, indicó que a 1.500 personas ya se les consiguió trabajo en el sector agropecuario, y que se está proyectando un número similar como auxiliares cívicos para la vigilancia de las carreteras que comenzarán a trabajar esta Semana Santa. Otros 1.200 reinsertados están empleados como vigilantes de parques, estadis y conciertos, así como guardias cívicos.

2.800 NUEVOS PROYECTOS

El ministro destacó que en esta campaña se han generado más de 2.200 proyectos productivos, a los que se agregarán otros 600 ya concretados. "Hemos tocado las puertas de todos los gremios exponiéndoles la posibilidad para que vinculen a los reinsertados por distintos mecanismos, ya sea comprándoles productos, servicios que ellos vendan o empleándolos directamente", señaló.

Igualmente, Pretel afirmó que en esta campaña el Gobierno ya se ha reunido con más de medio centenar de Cámaras de Comercio para que, con sus afiliados, "se promueva en las regiones la vinculación laboral" de estos trabajadores. En su opinión, es necesaria "la solidaridad de todos", ya que "el Gobierno los reinserta, pero toda la sociedad tiene que colaborar en la vinculación laboral".

"Toda esta confianza que se ha generado con el crecimiento del turismo, del comercio, de la economía tiene que tener también una contraprestación del empresariado hacia la sociedad marginada, en la que se incluyen los reinsertados", puntualizó.