Publicado 02/07/2021 18:59CET

Colombia.- La Justicia de Colombia condena a 18 años de prisión a un hombre vinculado con homicidios de líderes sociales

Archivo - Protesta contra los asesinatos de líderes sociales en Colombia
Archivo - Protesta contra los asesinatos de líderes sociales en Colombia - ANDRES PANTOJA / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Justicia de Colombia ha condenado este viernes a 18 años y dos meses de prisión a Salvador Alfonso de la Ossa, alias 'Pelusa', por su responsabilidad en los homicidios de los líderes sociales José Abram García Oquendo y Carlos Mario Zapata Torres.

Según ha informado la Fiscalía de Colombia en un comunicado, el asesinato de García Oquendo tuvo lugar el 25 de junio en 2018 en La Pascuita, en el municipio de Ituango, ubicado en el departamento de Antioquia. Zapata Torres murió el 8 de agosto de ese año en el corregimiento de Santa Rita.

El Ministerio Público ha detallado que las pruebas obtenidas en el marco del caso han permitido comprobar que 'Pelusa', condenado por homicidio agravado, asociación ilícita y fabricación, tráfico o tenencia ilegal de armas, era comandante de tropa e integrante del Clan del Golfo en el momento en el que sucedieron los hechos.

Por otro lado, la Fiscalía ha informado de la imputación de Jhonatan Obando Gómez, alias 'Orejas', como presunto partícipe en las muertes del líder de sustitución de cultivos ilícitos Hoover Alexánder Orrego y Edixon Panche, ocurridas el 16 de septiembre de 2018 en El Dovio, en Valle del Cauca. Sobre él pesan los cargos de ocultación y alteración o destrucción de pruebas.

Según el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz), a lo largo de 2020 fueron 310 los líderes sociales y defensores de los Derechos Humanos asesinados, el año considerado más violento para este tipo de personas. Esta cifra aumenta a 1.140 desde el año 2016, cuando se firmaron los acuerdos de paz en La Habana.

Desde la firma en 2016 del acuerdo de paz con las ya extintas Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), al país sufre una ola de violencia que se ha cebado con activistas y antiguos insurgentes y que se debe, principalmente, a la lucha entre grupos rivales para apoderarse de los territorios y negocios de la extinta guerrilla.

Contador