Publicado 09/10/2020 17:59CET

Colombia.- La Justicia de Colombia resolverá el sábado si el expresidente Uribe es puesto en libertad

El ex presidente colombiano Álvaro Uribe
El ex presidente colombiano Álvaro Uribe - GETTY IMAGES / GABRIEL APONTE - Archivo

MADRID, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

Un tribunal de Bogotá, la capital de Colombia, ha informado este viernes de que tiene previsto resolver este sábado el futuro del proceso penal contra el expresidente y antiguo senador Álvaro Uribe, que se encuentra bajo arresto domiciliario mientras es investigado por presunto fraude procesal y soborno de testigos.

En este sentido, será este fin de semana cuando la corte anuncie si el exmandatario es puesto en libertad a la espera de que sea imputado y se celebre el juicio en su contra o si continúa, por el contrario, siendo sometido a dicha medida cautelar.

Horas antes, el fiscal Gabriel Ramón Jaimes Durán, que se encuentra al frente el caso, ha insistido en que el proceso siga por la vía judicial y no por la "política" para que se resuelva "lo que en derecho corresponda".

Así, ha solicitado para Uribe la puesta en libertad y ha recordado que Uribe está siendo investigado desde el año 2018 --cuando era senador-- en base a la Ley 600 por un supuesto delito de manipulación de testigos al sobornar a un grupo de presos paramilitares para que no testificasen en su contra.

Sin embargo, después de que Uribe renunciara a su escaño, el fiscal ha defendido que la Ley 600, que rige para juzgar de los miembros del Congreso, es incompatible con la Ley 906 de la justicia ordinaria, pues "no es lo mismo la indagatoria y la imputación de cargos".

Esa indagatoria a la que hace referencia sólo es equiparable a un interrogatorio, por lo que Uribe debe ser procesado en libertad, ya que no se han presentado cargos contra él.

Jaimes Durán ha argumentado que este defecto de forma afecta al proceso y supone una vulneración del ordenamiento legal, pues "no contiene con rigor los hechos jurídicamente relevantes, y menos de una manera organizada" con la "que el indagado y su defensa activen sus derechos, en particular el derecho a defenderse".

No obstante, el fiscal matiza que esto no supone comenzar el proceso desde el principio, pues las pruebas recavadas por el Supremo "se han convertido en elementos materiales probatorios que serán revisados" y "valorados legalmente de cara a una posible formulación de imputación de cargos".

"No es lo mismo y no se puede decir que es lo mismo la indagatoria y la imputación de cargos", ha precisado el fiscal, según informaciones del diario 'El Tiempo'. "No habrá impunidad, habrá justicia y habrá derecho", ha matizado ante la posibilidad de que sea puesto en libertad.

El exmandatario tiene más de medio centenar de procesos abiertos en su contra por diversos delitos, algunos de ellos relacionados con supuestos vínculos con escuadrones paramilitares.

Contador