Publicado 05/11/2021 22:51CET

Colombia.- Muere el exalcalde de una localidad del noroeste de Colombia bajo el cautiverio de la guerrilla del ELN

Archivo - Guerrilleros del Ejército de Liberación Nacional (ELN) colombiano
Archivo - Guerrilleros del Ejército de Liberación Nacional (ELN) colombiano - CARLOS VILLALON - Archivo

MADRID, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

Tulio Mosquera Asprilla, exalcalde de Alto Baudó, en el noroeste de Colombia, ha muerto bajo cautiverio de la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) poco más de dos años después de que fuera secuestrado, ha informado este viernes el arzobispo de Cali, Darío de Jesús Monsalve.

Asprilla, quien permanecía secuestrado desde el 24 de agosto de 2019, habría muerto ahogado, según ha contado el religioso en su perfil de la red social Twitter. "Los obispos hemos contactado, desde la Conferencia Episcopal, a la esposa y le hemos transmitido esta dolorosa noticia", ha contado.

Trujillo, quien había presentado nuevamente su candidatura por el Partido Liberal para la Alcaldía de esta localidad situada en el departamento de Chocó, fue secuestrado en 2010 en un acto de campaña por hombres del ELN en represalia por un millonario desfalco a las arcas públicas, según explicó la guerrilla.

Para su puesta en libertad, el ELN había exigido el pago de 3.000 millones de pesos colombianos (670.000 euros), desoyendo, entre otras, las voces que llegaban de la Iglesia colombiana que pedía su liberación "como gesto de voluntad para acuerdos humanitarios en el territorio, azotado por violencias", cuenta Monsalve.

Al conocer la noticias, el alto comisionado para la Paz, Juan Camilo Restrepo, ha lamentado la muerte de Asprilla, pidiendo otra vez al ELN que ponga fin a sus "actividades criminales", enumerando "el secuestro, la instalación de minas antipersona y el reclutamiento de menores", entre ellas.

La última prueba de vida que se tuvo de Asprilla fue en octubre de 2020 cuando el grupo armado difundió un vídeo en el que se daba constancia de ello. Junto a él fueron secuestradas otras doce personas que tres días después fueron puestas en libertad, publica el periódico colombiano 'El Espectador'.

Contador