Actualizado 12/02/2014 03:10 CET

El referéndum para decidir sobre la continuidad de Petro se aplaza

Santos, Petro, alcalde de Bogotá, y jefe de la Policía de Colombia
Foto: REUTERS

BOGOTÁ, 12 Feb. (EUROPA PRESS) -

   El referéndum para decidir sobre la continuidad de Gustavo Petro en la Alcaldía de Bogotá, previsto para el próximo 2 de marzo, se aplaza de forma indefinida por falta de recursos, según ha anunciado este martes la Registraduría Nacional del Estado Civil.

   "Por falta de recursos, votación de revocatoria del mandato en Bogotá tendrá una nueva fecha, posterior a la del 2 de marzo", ha señalado el organismo a través de su perfil oficial en la red social Twitter.

   Pese a que el Ministerio de Hacienda ha afirmado que se ha llevado a cabo un envío de 35.000 millones de pesos (más de 12,5 millones de euros) necesarios para organizar electoralmente la revocatoria de Petro, la Registraduría ha respondido que es "imposible" llevar a cabo todos los preparativos en un plazo de 19 días.

   Petro y su círculo político han promovido un sinfín de acciones legales para impedir esta consulta popular. Sin embargo, ahora podría serle de gran utilidad para evidenciar el respaldo popular con el que cuenta de cara al proceso que se sigue en la Procuraduría.

   El pasado 9 de diciembre, el procurador general, Alejandro Ordóñez, destituyó e inhabilitó durante 15 años a Petro al considerar que gestionó de forma negligente la contratación de las empresas encargadas de la limpieza de la capital colombiana.

SOLICITUD DE REVOCATORIA

   El pasado 18 de abril, el gobernante Partido de la 'U' presentó una solicitud de revocatoria contra Petro ante la Registraduría al considerar que no ha cumplido el programa de Gobierno con el que se presentó a las elecciones municipales.

   El registrador nacional, Carlos Ariel Sánchez, anunció ocho meses después que las 357.250 firmas presentadas por el Partido de la 'U', 67.897 más de las necesarias, eran válidas, por lo que autorizó la celebración de la revocatoria contra Petro.

   Para que el referéndum sea válido deberán acudir a las urnas al menos 1,2 millones de bogotanos.