Publicado 16/02/2021 14:52CET

El Congreso reúne al Rey y al Gobierno para recordar el fracaso del 23F y celebrar la Constitución

(I-D) La presidenta del Congreso, Meritxell Batet; el Rey Felipe VI; y la Reina Letizia, en el Congreso de los Diputados durante la Solemne Sesión de Apertura de la XIV Legislatura, en Madrid (España), a 3 de febrero de 2020.
(I-D) La presidenta del Congreso, Meritxell Batet; el Rey Felipe VI; y la Reina Letizia, en el Congreso de los Diputados durante la Solemne Sesión de Apertura de la XIV Legislatura, en Madrid (España), a 3 de febrero de 2020. - Eduardo Parra - Europa Press - Archivo

Vox dice que estaría muy bien que viniera Juan Carlos I, pero Unidas Podemos asegura que no aportaría "ninguna dignidad" al acto

MADRID, 16 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Mesa del Congreso ha decidido organizar la próxima semana un acto para conmemorar el fracaso de la intentona golpista del 23 de febrero de 1981 y ha querido que esté presente el Rey Felipe VI y las principales instituciones del Estado para dejar patente "la vigencia" de la Constitución de 1978.

Así lo ha anunciado la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, que quiere "mostrar la fortaleza de las instituciones democráticas, la vigencia de los valores de la Constitución y de la democracia, y recordar cómo la sociedad española reaccionó en ese momento y cómo sigue defendiendo hoy la democracia en España".

El acto conmemorativo, que según informaron a Europa Press fuentes parlamentarias fue aprobado sin discusión en la Mesa del Congreso, tendrá lugar el próximo martes, 23 de febrero, por la mañana, en el Salón de Pasos Perdidos del palacio de la Carrera de San Jerónimo.

Además del Rey, se cuenta con la presencia del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y de otros miembros Ejecutivo, así como representantes del Congreso, del Senado y de otros poderes del Estado.

¿Y EL REY QUE DESMONTÓ EL GOLPE?

Ese martes se cumplirán 40 años de la intentona golpista protagonizada por el entonces coronel Antonio Tejero, que irrumpió con un nutrido grupo de guardias civiles en el hemiciclo del Congreso mientras se votaba la investidura de Leopoldo Calvo Sotelo. En el fracaso del 23F tuvo mucho que ver el entonces Jefe del Estado, Juan Carlos I, cuya presencia parece descartada ya que está residiendo desde agosto en Abu Dabi (Emiratos Árabes).

La portavoz del Grupo Socialista, Adriana Lastra, se ha negado a responder una pregunta sobre la presencia del rey emérito en el acto de la próxima semana y se ha limitado a subrayar que resulta "fundamental" celebrar el fracaso del 23F en un momento en que "la extrema derecha avanza" y "los discursos de odio pueden llevar a cometer delitos de odio".

Para el portavoz de Vox, Iván Espinosa de los Montero, Juan Carlos I no necesita ser invitado para volver a España y deja en sus manos la decisión de asistir o no al homenaje del Congreso: "Estaría muy bien que, si quisiera venir, viniera, y si no quiere, no viene --ha comentado--. Está en su libertad de hacerlo".

Por contra, el portavoz de Unidas Podemos, Pablo Echenique, ha asegurado que, tras las noticias de supuestas irregularidades fiscales del rey emérito, su presencia en el acto "no aportaría ningún elemento de dignidad institucional".

UN ACTO MUY OPORTUNO

"Sinceramente no pensamos que el rey emérito, conociéndose todo lo que se ha conocido de sus presuntas actividades corruptas, aporte ninguna dignidad --ha afirmado en rueda de prensa--. Es un acto muy importante para recodar uno de los pasajes más negros de nuestra historia y, sabiendo lo que toda España sabe, no creemos que aporte ningún elemento de dignidad institucional".

Su compañero Jaume Asens, presidente del grupo de Unidas Podemos, ha añadido que celebrar el fracaso del 23F es "una buena noticia": "Ahora que se está viendo el ascenso de la extrema derecha, es importante recordar de dónde venimos y que la amenaza no está tan alejada cuando en este Congreso se han hecho determinadas defensas del franquismo y amenazas veladas de golpe de Estado", ha dicho en otra rueda de prensa.