Publicado 23/02/2021 16:39CET

Corea.- El PMA avisa de que las restricciones por la pandemia ponen en peligro su labor en Corea del Norte

Archivo - HANDOUT - 12 January 2021, North Korea, Pyongyang: A picture provided by the North Korean state news agency (KCNA) on 13 January 2021, shows North Korean Leader Kim Jong-un attending the congress of the ruling Workers' Party. Photo: -/KCNA/dpa -
Archivo - HANDOUT - 12 January 2021, North Korea, Pyongyang: A picture provided by the North Korean state news agency (KCNA) on 13 January 2021, shows North Korean Leader Kim Jong-un attending the congress of the ruling Workers' Party. Photo: -/KCNA/dpa - - -/KCNA/dpa - Archivo

MADRID, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Programa Mundial de Alimentos (PMA), una de las pocas organizaciones internacionales presentes en Corea del Norte, ha reconocido que podría verse obligada a cesar sus operaciones por la restricciones impuestas por el régimen de Kim Jong Un para contener la pandemia de COVID-19.

Pyongyang no ha reconocido ningún caso de coronavirus dentro de las fronteras norcoreanas, pero desde que estalló la pandemia ha tratado de blindarse para contener la entrada de un virus que tendría un potencial destructivo para un país marcado por las graves necesidades de su población. Ya en enero de 2020 cerró sus fronteras.

El PMA ha actualizado su plan estratégico con un documento en el que advierte de que "las restricciones relacionadas con la pandemia no se relajan y las importaciones de comida, el despliegue de equipos internacionales y los trabajos de vigilancia siguen limitados durante un periodo prolongado".

La agencia no tira la toalla y aboga por utilizar todas aquellas "ventanas" que sean posibles para llevar alimentos a Corea del Norte, pero al mismo tiempo entiende que "hay un significativo riesgo residual" de que, "si las importaciones de comida no son posibles", se vea obligada a cesar sus operaciones este mismo año.

El PMA no ha logrado tampoco analizar sobre el terreno cómo está la situación actualmente, un examen clave de cara a plantear la hoja de ruta humanitaria de los próximos años, teniendo en cuenta que el actual marco de actuación tenía previsto expirar en 2021 y ya se ha ampliado un año más de forma provisional.

La ONU estimó en 2019 que, de los 25 millones de habitantes de Corea del Norte, 11 millones estaban desnutridos, mientras que uno de cada cinco niños presentaban problemas asociados a la falta de alimentación. El Gobierno surcoreano calcula que el Norte tiene un déficit de producción de alimentos superior al millón de toneladas.

Contador