Publicado 15/07/2021 12:45CET

Coronavirus.- Australia impone un confinamiento de cinco días en el estado de Victoria ante un repunte de los casos

Archivo - 26 December 2020, Australia, Sydney: People walk in front of an electronic board written on it "Stay at Home" on the empty Manly beach. Sydney's northern beaches remain under New South Wales Government (NSW) ordered lockdown as the Government tr
Archivo - 26 December 2020, Australia, Sydney: People walk in front of an electronic board written on it "Stay at Home" on the empty Manly beach. Sydney's northern beaches remain under New South Wales Government (NSW) ordered lockdown as the Government tr - Dan Himbrechts/AAP/dpa - Archivo

MADRID, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Australia han impuesto desde este jueves un confinamiento de cinco días en el estado de Victoria, donde se encuentra Melbourne, lo que eleva el número de australianos bajo esta medida de contención a alrededor de 12 millones.

Así lo ha anunciado el primer ministro del estado de Victoria, Dan Andrews, que ha justificado en un comunicado que si las autoridades actúan "ahora" podrán "adelantarse" a un empeoramiento de la situación de la pandemia.

Bajo esta medida, los australianos únicamente podrán abandonar sus domicilios para comprar alimentos y productos básicos, para hacer ejercicio --no más de dos horas y a no más de cinco kilómetros de sus casas--, para cuidar a seres queridos, para trabajar o estudiar si no pueden hacerlo en casa o para recibir la vacuna contra la COVID-19.

Además, Andrews ha trasladado que, a partir de este jueves, los habitantes de Victoria tendrán que usar la mascarilla cuando estén en el exterior en todas las situaciones, incluso cuando pueda mantenerse la distancia social. "Por favor, sigan las normas y lleven mascarilla", ha pedido.

El estado de Victoria se encuentra inmerso en un brote de casos de COVID-19 que ha dejado ya 18 contagiados, dos más que en el balance anterior. Hasta el momento, Australia ha contabilizado más de 31.500 contagios desde que comenzó la pandemia, que ha dejado más de 900 fallecidos en el país.

Contador