Publicado 07/08/2020 12:29CET

Coronavirus.- Australia mantiene el cierre de su frontera exterior ante un aumento de los casos de coronavirus

Coronavirus.- Australia mantiene el cierre de su frontera exterior ante un aumen
Coronavirus.- Australia mantiene el cierre de su frontera exterior ante un aumen - James Ross/AAP/dpa

MADRID, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Australia, Scott Morrison, ha anunciado este viernes que el país mantendrá el cierre de su frontera exterior "unos cuantos meses más" debido al aumento de los casos de coronavirus.

"Estamos de acuerdo en que los viajes a nivel internacional y las nuevas llegadas a territorio australiano deben seguir restringidas como hasta ahora", ha aseverado durante una rueda de prensa en Canberra, la capital.

En este sentido, Morrison ha detallado que el Gobierno no tiene previsto ejercer una mayor presión sobre la población mediante nuevas medidas de cuarentena y ha insistido en que la situación "seguirá más o menos igual durante unos meses".

El mandatario, que ha expresado que espera "alterar esta política" en "algún momento" de cara al futuro, ha recordado que el cierre de fronteras se remonta al mes de marzo, cuando estalló la crisis sanitaria. Entonces, Australia había registrado menos de 700 casos de COVID-19.

Actualmente, solo los residentes permanentes y los familiares cercanos de ciudadanos australianos pueden entrar en el país. Asimismo, la población tiene prohibido salir del país, según informaciones del diario 'Sydney Morning Herald'.

Si bien gran parte del país tiene el virus bajo control, los estados surorientales de Victoria y Nueva Gales del Sur han sido los más afectados por la pandemia y presentan diversos brotes, especialmente en Melbourne. En Victoria, según datos del Gobierno, hay más de 7.000 casos activos.

El último brote registrado en el estado, que se habría iniciado en junio, podría estar vinculado a un hotel utilizado para poner en cuarentena a aquellos que volvían a la ciudad de Melbourne desde el exterior.

A principios de esta semana el Gobierno declaró el estado desastre e impuso nuevas restricciones en la citada localidad, lo que incluye un toque de queda nocturno y el cierre de locales y comercios. Además, a partir de este sábado entrará en vigor el cierre de la frontera de Queensland, que no permitirá la entrada de personas procedentes de Nueva Gales del Sur.

Australia constató el miércoles su peor balance diario de casos y muertos desde el inicio de la pandemia. En el último día se han registrado otros 483 nuevos casos, lo que sitúa en 20.272 los contagios y en 266 la cifra total de decesos. El estado de Victoria, por su parte, ha sumado otros 450 casos --139 de ellos trabajadores sanitarios-- y 11 muertos en las últimas 24 horas.