Publicado 17/04/2020 10:17:32 +02:00CET

Coronavirus.- Birmania amnistía a 25.000 presos mientras constata una ausencia de contagios en las últimas 24 horas

Coronavirus.- Birmania amnistía a 25.000 presos mientras constata una ausencia d
Coronavirus.- Birmania amnistía a 25.000 presos mientras constata una ausencia d - FACEBOOK / KO ZAYAR HNAUNG

MADRID, 17 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno birmano ha puesto en libertad este viernes a 25.000 presos del país, una de las mayores amnistías de la historia reciente del país, para conmemorar el año nuevo nacional y por motivos humanitarios ante la amenaza que representa la propagación del coronavirus en el territorio, aunque las autoridades sanitarias han anunciado que no se tiene constancia de nuevos casos durante las últimas 24 horas.

El país no se ha visto gravemente afectado por la epidemia. Hasta ahora solo ha confirmado 85 casos y cuatro fallecidos, aunque mantiene todavía a 110 personas bajo vigilancia médica al presentar síntomas de la enfermedad, si bien las pruebas que se les han realizado hasta el momento han arrojado un resultado negativo.

Teniendo en cuenta la situación, el presidente del país, Win Myint, no ha puesto obstáculos a la amnistía multitudinaria que habitualmente acompaña a las celebraciones del año nuevo birmano.

En este caso se trata de un total de 24.896 prisioneros, más del doble de los casi 10.000 liberados en 2019, entre ellos 87 extranjeros que serán deportados inmediatamente "como gesto de buena voluntad entre países", según el anuncio presidencial recogido por 'Myanmar Times'.

Por su parte, las organizaciones pro Derechos Humanos están investigando ya la identidad de los excarceladados para averiguar si entre ellos se encuentran presos políticos.

Sin embargo, y dada la lentitud con la que se realizarán las liberaciones mientras se confirma que los presos están libres de contagio, "no se sabrá hasta las próximas horas si entre ellos se encuentra algún disidente", según el secretario de la ONG local Asociación de Asistencia para Presos Políticos, Bo Kyi.

Además de la amnistía, el presidente birmano ha reducido las sentencias de otros presos, comenzando por los condenados a muerte, cuya ejecución ha sido conmutada por una cadena perpetua. A su vez, los condenados a pasar el resto de sus vidas entre rejas han visto reducida su pena a 40 años. A aquellos cuya sentencia esté por debajo de las cuatro décadas de condena se les permitirá abandonar la cárcel dentro de diez años.