Publicado 26/04/2021 12:34CET

Coronavirus.- Escocia e Irlanda continúan este lunes con la flexibilización de sus planes de reapertura

Grafton St, en el centro de Dublín, Irlanda
Grafton St, en el centro de Dublín, Irlanda - CEZARY KOWALSKI / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 26 Abr. (EUROPA PRESS) -

Escocia e Irlanda han empezado a retomar algunas de sus actividades cotidianas, después de que este lunes avanzaran en sus respectivos planes de desescalada, con la reaperturas de establecimientos no esenciales, gimnasios, o la posibilidad de reunirse al aire libre.

Escocia, cuya estrategia está dividida en fases, actualmente se halla en la tercera y ha permitido la reapertura de establecimientos no esenciales, gimnasios e instalaciones deportivas de interior, mientras que los negocios de hostelería y restauración solo podrán prestar sus servicios si disponen de instalaciones al aire libre, con mesas cuyo aforo no supere las seis personas.

Los viajes a los distintos territorios de las islas británicas también están permitidos, así como los eventos familiares, como bodas y funerales, que no superen las 50 personas. Está permitido también desplazarse al hogar de otras persona para realizar trabajos de reparación, limpieza y cuidados.

Hasta este lunes sólo estaban autorizados a reabrir sus negocios peluquerías y barberías, talleres de reparación, tiendas de artículos de menaje del hogar, concesionarios de vehículos, mientras que los adolescentes de entre 12 y 17 años podían practicar deportes al aire libre.

En Escocia unas 225.000 personas han contraído la enfermedad, de la que han fallecido unas 7.600. En cuanto al plan de inmunización, unos 2,7 millones de personas han recibido al menos una dosis de la vacuna contra el coronavirus, mientras que más de 993.000 han percibido ambas.

En el caso de Irlanda, las actividades deportivas en el exterior para menores de edad están permitidas a partir de este lunes, así como las visitas a parques zoológicos y otros espacios de ocio al aire libre, como jardines botánicos.

El aforo para acudir a los funerales también ha aumentado hasta las 25 personas y se permite a partir de ahora que dos personas que han recibido ambas dosis de la vacuna puedan encontrarse con total libertad tanto en el interior como en el exteriores.

"Las vacunas siempre fueron algo que esperábamos con ansias. Ese ya no es el caso. Gracias al esfuerzo verdaderamente histórico de las mejores mentes científicas del mundo, ahora tenemos una gama de vacunas brillantemente efectivas y seguras, poco más de un año después de que este terrible virus comenzara a matar gente", ha señalado este lunes el primer ministro irlandés, Micheál Martin.

El plan de desescalada de Irlanda comenzó ya el pasado 12 de abril, con la reapertura del sector de la construcción y permitiendo las reuniones, con límites de aforo, tanto dentro como fuera de los hogares, y los desplazamientos dentro de los condados para ocio o hacer deporte.

En el caso de Irlanda, sus autoridades sanitarias han confirmado cerca de 247.000 casos y más de 4.800 fallecidos.

Contador