Publicado 06/12/2020 08:25CET

Coronavirus.- India registra otros 36.000 casos y 482 decesos adicionales mientras ultima la llegada de la vacuna

Dos mujeres pasean frente a un mural en India llevando mascarilla debido a la crisis sanitaria provocada por el coronavirus.
Dos mujeres pasean frente a un mural en India llevando mascarilla debido a la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. - SUDIPTA DAS / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 6 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio de Sanidad de India ha constatado este domingo 36.011 nuevos contagios de coronavirus en las últimas 24 horas, para un total de más de 9,6 millones de casos en el país desde que comenzó la pandemia.

El balance actualizado incluye 9.644.222 casos, entre ellos 403.248 activos, 9.100.792 recuperados (41.970 más que el sábado) y 140.182 fallecidos tras verificar 482 más en las últimas horas.

India es la segunda nación del mundo con más casos acumulados de COVID-19 después de EEUU, y la tercera, tras Brasil, en cuanto al número de fallecidos por esta causa.

La pandemia se aceleró en India a partir de agosto, cuando alcanzó los 2 millones de contagios, para alcanzar los 8 millones el 29 de octubre y los 9 millones el pasado 20 de noviembre.

Este balance se da a conocer el mismo día en que PFIZER India se ha convertido en la primera empresa farmacéutica en solicitar al Controlador General de Medicamentos de India (DCGI) una autorización de uso de emergencia para su vacuna contra la COVID-19 en el país, después de que su empresa matriz obtuviera dicha autorización en el Reino Unido y Bahréin.

En su solicitud al regulador de medicamentos, Pfizer ha solicitado permiso para importar la vacuna para su venta y distribución en el país, además de la exención de ensayos clínicos en población india de acuerdo con las disposiciones especiales de las Reglas de Nuevos Medicamentos y Ensayos Clínicos de 2019, según fuentes oficiales al 'Indian Express'.

Al tiempo que arreglan el calendario, las autoridades están comenzando a examinar las dificultades logísticas de la distribución. La temperatura extremadamente baja de menos -70ºC requerida para almacenar la vacuna representa un gran desafío para su entrega en un país como India, donde el mantenimiento de tales instalaciones de frío extremo a semejante escala se antoja difícil.