Publicado 24/04/2020 16:10CET

Coronavirus.- La Policia camerunesa dispersa a los fieles en trece mezquitas del país por violar la cuarentena

Coronavirus.- La Policia camerunesa dispersa a los fieles en trece mezquitas del
Coronavirus.- La Policia camerunesa dispersa a los fieles en trece mezquitas del - ELIN BECKMANN / WIKIPEDIA

MADRID, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Policía camerunesa ha tenido que emplear la fuerza para dispersar a los fieles que se habían congregado en 13 mezquitas del país para rezar durante el mes sagrado del Ramadán, en violación de las medidas de cuarentena impuestas por las autoridades del país africano, el más afectado por el coronavirus en el centro de África.

Las intervenciones se han realizado en mezquitas de la regiones Oeste, Centro y Extremo Norte del país, donde los clérigos musulmanes se han empeñado en abrir las puertas de los recintos para las oraciones del Ramadán.

El gobernador de la región Oeste del país, Awah Fonka, ha confirmado a Voice of America que él mismo había dado orden de desalojar las mezquitas de las localidades de Foumban, Foumbot y Bafoussam en el momento en que la Policía percibiera la presencia de fieles que intentaran entrar.

El gobernador ha asegurado que nadie que rechace las medidas adoptadas por el Gobierno de Camerún se va a librar del peso de la justicia y ha manifestado su consternación ante la posibilidad de que a alguien se le ocurra bromear con la gravedad de una pandemia que ha dejado ya solo en el país africano al menos 1.300 contagios y 43 fallecidos.

La Policía ha denunciado que algunas localidades están expulsando incluso a extranjeros procedentes de otros lugares del país ante la sospecha de que podrían ser portadores del virus. Las fuerzas de seguridad, en este sentido, han recogido 175 denuncias de cameruneses perseguidos o acosados bajo sospecha de estar enfermos.

Uno de ellos ha sido el comerciante Gaston Asabe, que ha denunciado a la cadena que fue expulsado a la fuerza de la localidad de Koza, en el norte del país, a donde llegó la noche del jueves para comprar alimentos. Dado que venía de la capital, Yaundé, los residentes dieron por sentado que portaba la enfermedad.

El imán de la Quinta Mezquita de la ciudad, Dairu Abdulahi, confirmó el incidente y reiteró que había pedido a los musulmanes de la ciudad que no rezaran en las mezquitas, pues el Islam y el profeta Mahoma enseñan a través del Corán las necesidades de mantener una buena higiene, y les ha pedido que no culpen al Gobierno de las medidas de cuarentena, porque salvan vidas.